Las marcas estadounidenses abandonan la financiación a interés cero

La industria del motor norteamericana dice adiós en estos días a las ofertas de financiación a interés cero que tan buenos resultados ha ofrecido. Sin embargo, cada una de las tres grandes va a ofrecer una serie de descuentos para paliar la previsible bajada de ventas.

General Motors fue la primera en instaurar la financiación a interés cero en la compra de nuevos vehículos y también ha sido la primera en finalizar con esta política. El resto de las tres grandes marcas norteamericanas, Ford y Chrysler, lo harán en el transcurso de este mes.

Sin embargo, el primer fabricante mundial ha decidido no dejar su agresiva política de precios y va a ofrecer un programa de incentivos a la compra de nuevos vehículos. Éste, según informaciones del sector, consistirá en un reembolso de 2.002 dólares (2.216,51 euros) cuando se adquiera un nuevo turismo o todo terreno de GM.

Ford, que abandonará el programa de financiación a interés cero el próximo 14 de enero, aún no ha definido si va a ofrecer nuevos descuentos a la compra de sus productos. Chrysler, por su parte, ha anunciado que va a extender su oferta de mantenimiento de motor y transmisión durante 7 años o 100.000 millas hasta el próximo 31 de marzo.

A pesar de las rebajas que van a llevar a cabo los tres grandes de Detroit, los resultados no se esperan tan positivos como los obtenidos durante el período que estuvo en vigor los préstamos a interés cero (de mediados de septiembre hasta finales de diciembre). Un ejemplo palpable es el del mes de octubre. En el décimo mes del año se vendieron 1,73 millones de coches, la mayor cifra lograda en la historia del motor de los Estados Unidos.

Los analistas del sector creen que los descuentos continuarán ante el temor que existe en la industria de un gran "batacazo" en las ventas para el primer trimestre de 2002.

Los mejores vídeos