Las autoescuelas proponen la privatización del examen de conducir

La Federación Española de Autoescuelas, que agrupa al 90 por ciento de estos centros, ha acordado exigir a la DGT que forme a los examinadores que sean necesarios para que no se vuelvan a repetir los paros que han protagonizado este mes de julio. De lo contrario, el colectivo podría realizar exámenes privados.

Las autoescuelas proponen la privatización del examen de conducir
Las autoescuelas proponen la privatización del examen de conducir

Las autoescuelas se han puesto en alerta ante la nueva amenaza de huelga de los examinadores de la Dirección General de Tráfico (DGT) para el próximo mes de septiembre, por lo que, tras la reunión celebrada el sábado, han acordado exigir a este organismo que forme un número suficiente de examinadores que pueda garantizar que los paros producidos en el mes de julio (nueve jornadas) no se repetirán.

Felipe Cogolludo, presidente de la Federación Española de Autoescuelas y de la Asociación Provincial de Autoescuelas de Madrid, afirmó que, "si Tráfico no puede o no llega a tiempo, seguimos pensando en ir a los exámenes privados. Estamos dando vueltas a un sistema mixto de gestión para las pruebas del carné de conducir, porque nosotros tenemos verdaderos profesionales que también las pueden realizar".

Asimismo, Cogolludo añadió que "muchos ven en nuestra propuesta un modo de privatizar los exámenes de conducir. Todo es cuestión de estudio. Desde luego, hay que buscar una fórmula para que todos salgamos airosos, para que no volvamos a perder tanto dinero con las huelgas y, principalmente, para que los alumnos no se vean afectados".

Pérdidas millonarias
Las nueve jornadas de paros en julio han supuesto unas pérdidas cercanas a los 500 millones de pesetas para las autoescuelas madrileñas y han provocado que 18.000 alumnos no pudieran examinarse para conseguir el carné de conducir.

Teniendo en cuenta estos datos, otra de las decisiones que se tomaron en la reunión del sábado fue la de reducir los cupos de alumnos en los centros en un 25 por ciento. Esta medida se aplicará de forma provisional, si no puede frenarse la amenaza de paros en septiembre, y se cancelará cuando se llegue a un acuerdo definitivo.

Los mejores vídeos