La venta de coches en Francia bajó en enero un 20,7 % en ritmo interanual

Las ventas de coches particulares en Francia dieron un bajón del 20,7 % en enero respecto al mismo mes de 2011 con 147.143 unidades, anunció hoy el Comité de Constructores Franceses de Automóviles (CCFA), que lo atribuyó al fin de las ayudas al desguace.

Si la comparación se hace en número de días laborables equivalentes, el hundimiento del mercado el mes pasado (24,3 %) fue todavía más pronunciado, explicó el CCFA en un comunicado.

La evolución negativa fue mucho más moderada para los utilitarios ligeros, con un descenso del 2,5 % en cifras absolutas y 32.707 vehículos matriculados.

Por su parte, se comercializaron 4.185 vehículos industriales, lo que significó una progresión del 6,4 %.

En los coches particulares, los dos fabricantes franceses, PSA Peugeot Citroen y Renault, sufrieron particularmente la caída de enero: 24,3 % en conjunto con 102.233 automóviles.

Dentro del grupo PSA, por marcas Peugeot disminuyó sus ventas en un 25,6 % con 30.355 unidades; Citroen en un 20,2 % con 27.144.

Se matricularon en enero 37.112 coches particulares de Renault (-28,6 %) y, en el mismo grupo, 7.369 (-10,3 %) de Dacia y 253 ( 532,5 %) de otras marcas.

Entre los fabricantes extranjeros, el grupo Volkswagen se desmarcó de la tendencia general con un incremento del 16,2 % de las ventas y 23.282 automóviles, al igual que Nissan ( 13,9 % a 6.105) y BMW ( 14,4 % a 4.836).

Por el contrario, sufrieron pérdidas Ford (-8,3 % a 9.960), Fiat (-23,7 % a 8.229), General Motors (-36,4 % a 6.409), Toyota (-20,2 % a 5.380), Mercedes (-9 % con 4.453) e Hyundai (-14,1 % con 3.675).