La salud nos retira del volante

A partir de los 60 años, la principal causa para dejar de conducir es la salud. Al menos, así lo explica el Instituto Mapfre de Seguridad Vial, que ha elaborado un estudio sobre las personas mayores ante el automóvil.

Los mayores se sienten cómodos al volante
Los mayores se sienten cómodos al volante

Bajo el título de “Gente mayor, gente sana. Gente mayor, gente segura", el Instituto Mapfre de Seguridad Vial ha realizado un informe que analiza el estado sanitario-sociológico de los conductores y usuarios de la vías públicas mayores de 60 años.
De su trabajo se desprende que los problemas de salud son la causa principal para el abandono de la conducción. Un 50 por ciento de las personas mayores de 60 años que dejan de conducir lo hace por algún asunto relacionado con su bienestar físico.

Los datos dejan claro que el 25,3 por ciento de los encuestados se siente incómodo en la vía pública. Los problemas de oído y de visión son los que más se ceban con este colectivo. Además, los expertos consideran que es preciso un diagnóstico actualizado y el posterior tratamiento de los cambios fisiológicos propios de la edad. Así, prevenir y tratar las cataratas o el aumento de la presión arterial permitirá retrasar o adelantar si es preciso la edad de abandono de la conducción segura como actividad habitual.

Desde el Instituto Mapfre de Seguridad Vial, se señala que la formación en información vial es un factor importante para aumentar la percepción de comodidad y producir a la persona mayor un incremento en su seguridad a la hora de transitar por la vía pública. Para Joaquín Herrero, director regional del Instituto en Castilla-León, esta campaña “enseñará a los mayores la relación directa que existe entre su salud y la seguridad vial, para que puedan sentirse más seguros".

Como complemento de este informe, el Instituto Mapfre realizará acciones en 21 ciudades de todo el país. La idea es trasladar a la población mayor de 60 años la necesidad de que tengan en cuenta la salud a la hora de conducir. Este estudio, realizado sobre un universo de 4.005 encuestados, es el primero de tipo sanitario-sociológico que se realiza en España relacionando salud y seguridad vial.