La Generalitat afirma que Eurovegas no se hará si el Estado no cambia la ley

El consejero de Economía y Conocimiento de la Generalitat de Cataluña, Andreu Mas-Colell, ha afirmado este miércoles que si el Estado no cambia normativas como la del tabaco, el proyecto 'no irá a ninguna parte; estará muerto para Barcelona y Madrid'.

En comisión parlamentaria, ha reconocido que no tiene certezas sobre las decisiones legislativas que tomará el Estado, pero que en todo caso 'no entrará en contradicción' con las normas de Europa.

Ha explicado que la iniciativa de Eurovegas está hasta ahora en fase de 'prenegociación', y que si finalmente los inversores estadounidenses se decantan por Barcelona en septiembre, entonces empezará la negociación, que implicará procesos legislativos locales similares a los que se realizaron para Port Aventura.

Eurovegas, que se ubicaría en terrenos del Baix Llobregat y contaría con una inversión en tres fases, tendría unas necesidades de accesos y consumos energéticos equivalentes a Port Aventura o Seat, según Mas-Colell, que ha augurado un impacto 'poco considerable' para la agricultura, y un gran beneficio para el sector turístico y de congresos.

En unas intervenciones de escasos minutos por cada parte para dar cabida a todas las preguntas y respuestas sobre el tema, estas últimas consideraciones han sido puestas en duda por la portavoz de ERC Anna Simó, que ha apuntado a necesidades importantes de infraestructuras de comunicaciones y de gasto energético, y ha hecho referencia a estudios que alertan de un exceso de oferta de congresos y de presión a la baja de los precios en una época de reducción de eventos de este tipo por la crisis.

Simó también ha recordado que hay 1.500 empleos que dependen del Parque Agrario del Baix Llobregat, según datos de Unió de Pagesos, lo que implica un impacto en la agricultura.

Los mejores vídeos