La fábrica de Renault acogerá una nueva línea de mecanizado flexible, con 6,3 millones de inversión

La factoría de Renault de San Jerónimo en Sevilla ha puesto en marcha una nueva línea de mecanizado flexible para su caja de velocidades JHQ, que, con una inversión de 6,3 millones de euros, aumenta en 250.000 unidades anuales la capacidad de mecanizado de cárteres instalada en Sevilla.

El director de Fabricaciones Mecánicas del Grupo Renault, Jean François Bron, visitó las instalaciones de la factoría de San Jerónimo acompañado por Ganesh Outtirapoullé, recientemente nombrado director de la factoría de Sevilla, para inaugurar esta nueva línea de mecanizado flexible.

Según ha indicado Renault en una nota, la factoría de San Jerónimo cuenta con una nueva línea de fabricación de cárteres, pieza de aluminio que encierra de manera estanca todo el engranaje y otros componentes del interior de la caja de velocidades.

Se trata de una línea flexible compuesta por seis centros de mecanizado con una tecnología que permite el mecanizado de la pieza a alta velocidad (electrobrochas a 30.000 revoluciones por minuto) y a precisión de punta de diamante, permitiendo además una 'enorme versatilidad', ya que 'detecta de manera automática cualquier cambio de referencia del producto'.

Hasta ahora la factoría de Sevilla fabricaba este componente únicamente en la modalidad 'petit face' (en francés, 'cara pequeña') para su caja de velocidades JB.

Esta nueva línea flexible de mecanizado permite a la factoría de Sevilla mecanizar cárteres tipo 'grand face' (en francés, 'cara grande') para su otra caja de velocidades JHQ.

Con una inversión de 6,3 millones de euros, este proyecto aumenta en 250.000 unidades anuales la capacidad de mecanizado de cárteres instalada en Sevilla.

Además, la factoría recupera una actividad que anteriormente realizaba la fábrica del grupo en Cléon y que ahora pasa a la planta sevillana porque dedicará sus instalaciones a producir otros componentes para el vehículo eléctrico.

La instalación de esta nueva línea 'consolida la posición de la factoría de Sevilla como referencia mundial en la fabricación de cajas de velocidades para el Grupo y la sitúa en muy buena posición de cara a futuros proyectos'.

LA FACTORÍA DE SEVILLA

Actualmente, la factoría Renault de Sevilla cuenta con una plantilla de más de 1.200 empleados y con una capacidad total instalada de 5.750 cajas anuales.

Con más de 120 referencias de cajas de velocidades en dos familias (J y TL4), cubre un 30 por ciento de las necesidades del Grupo Renault.

Además, exporta un 82 por ciento de su producción a más de 30 factorías en cuatro continentes. Renault Sevilla comenzó su actividad en 1958 y se ha convertido en una referencia mundial de fabricación de componentes y cajas de velocidades para la Alianza Renault-Nissan 'por su calidad y competitividad'.