La DGT repara los radares que estaban averiados por falta de mantenimiento

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha terminado de reparar los radares que estaban averiados por falta de mantenimiento, por lo que a día de hoy están operativos unos 750 dispositivos de control de velocidad, aproximadamente unos 550 fijos y el resto móviles, han confirmado a Efe fuentes de la DGT.

El pasado 17 de abril, la directora general de Tráfico, María Seguí, reconoció en una comparecencia en el Congreso que se estaba registrando una 'ligera' reducción en la recaudación por multas por culpa de la falta de mantenimiento de los 750 radares existentes en las carreteras, 'muchos de los cuales han dejado de funcionar este último año' .

'Estamos facturando, procesando menos multas por un no adecuado o un insuficiente mantenimiento de los radares', aseguró Seguí que se comprometió a 'subsanar' el problema.

Las fuentes consultadas han explicado que la DGT ha firmado un nuevo contrato de mantenimiento para estos dispositivos, de forma que se han ido poniendo en funcionamiento progresivamente aquellos radares que estaban inoperativos.

Precisamente, Tráfico tiene previsto poner en marcha entre el 20 y el 26 de agosto una campaña especial de control de la velocidad, con especial atención a las carreteras convencionales, que son las vías donde se produce el mayor número de accidentes y de fallecidos.