La DGT mantendrá las tasas de alcoholemia y potenciará el control de drogas

La Dirección General de Tráfico (DGT) mantendrá las tasas de alcoholemia permitidas en la conducción, pero potenciará los controles de droga a los conductores, ha indicado hoy su directora, María Seguí-González.

Además de potenciar los controles de drogas, la DGT prevé modificar el reglamento de circulación, especialmente respecto a la consecución del carné de conducir y su renovación, así como incrementar la colaboración con los titulares de las carreteras secundarias, en las que se concentra el 80 % de víctimas de accidentes de tráfico en España.

Seguí-González ha realizado hoy estas consideraciones durante su participación en el 19 Fórum Barcelona de seguridad viaria, en Barcelona, en una mesa en la que también han intervenido la directora general de Tráfico del Gobierno vasco, Amparo López, y el director del Servicio Catalán de Tráfico de la Generalitat de Cataluña, Joan Aregio.

La directora de la DGT ha dado a conocer los datos sobre personas fallecidas en lo que llevamos de año y que han descendido un 11,4 % en el conjunto de España, un 13,4 % en el País Vasco y han aumentado un 1,3 % en Cataluña.

Amparo López ha expresado la intención del gobierno vasco de fomentar la movilidad segura y el transporte sostenible, y ha informado de que las muertes por accidentes de tráfico han descendido de las 23 registradas el año 2005 a ocho el pasado 2011 en Euskadi.

Por otra parte, ha mostrado su preocupación por el hecho de que los controles de drogas en los conductores tomados en un primer momento a través de muestras de saliva puedan ser rebatidos por otras pruebas médicas solicitadas por los afectados posteriormente.

Joan Aregio ha resaltado diversas acciones que ha puesto en marcha el gobierno catalán, como la instalación de radares por tramos en cielo abierto y que el ejecutivo tenía previsto se elevasen a quince a lo largo de la legislatura, una acción que ahora se ha paralizado por el adelanto de las elecciones en Cataluña.

El director del Servicio Catalán de Tráfico ha asegurado que en los últimos diez años las diversas medidas tomadas por los ejecutivos catalanes han evitado la muerte de más de 2.800 personas en las carreteras.

En la jornada también han intervenido el director del Instituto para la Investigación en Seguridad Viaria de los Países Bajos, Fred Wegman, y la administradora del Centro Común de Investigación del Transporte de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), Vèronique Feypell de la Beaumelle.

Esta última ha puesto sobre la mesa la necesidad de abordar desde parámetros similares en los países de la OCDE las lesiones graves padecidas por víctimas de accidentes de tráfico, que actualmente no se comunican en su totalidad, y que es imprescindible para entender las causas de muchos de estos sucesos. EFE.