La DGT, el RACE y Anfabra alertan sobre la fatiga al volante

El club automovilista RACE, la Dirección General de Tráfico (DGT) y la asociación de bebidas refrescantes (Anfabra) han alertado hoy sobre los peligros de dejar que la fatiga se apodere del conductor en los desplazamientos de estas fechas.

Estas tres organizaciones, que cuentan también con la colaboración de la red de estaciones de servicio de la petrolera BP, pondrán en marcha una campaña de información con motivo de los desplazamientos del 15 de agosto.

Explican en un comunicado que esta es una de las fechas del año con mayor intensidad de tráfico, ya que coinciden en la carretera conductores que inician sus vacaciones, otros que las acaban y todos los que se desplazan a celebrar las fiestas patronales en multitud de localidades españolas.

El cansancio, la somnolencia, el consumo de alcohol, los desplazamientos cortos por vías conocidas o largas horas de conducción para llegar al destino de vacaciones, suponen factores de riesgo en la conducción.

Por ello ponen en marcha una acción especial de concienciación sobre el riesgo de sufrir fatiga en los miles de recorridos que se producirán en estos días, con la instalación de puntos de información atendidos por monitores del RACE en distintas estaciones de servicio de BP.

Allí se proporcionará a los conductores folletos informativos con recomendaciones para adoptar hábitos saludables durante la conducción, destacando la necesidad de mantener el organismo adecuadamente hidratado y evitar el consumo de alcohol siempre que se tenga que conducir.

Esta acción de concienciación forma parte de la campaña de prevención de la fatiga 'Un refresco, tu mejor combustible' que, desde hace 6 años, desarrolla acciones divulgativas a partir de investigaciones sociológicas y científicas que han permitido analizar las causas y consecuencias de la fatiga en la conducción así como la forma de prevenirla.

La fatiga es la cuarta causa de muerte en las carreteras españolas, ya que la falta de descanso y la deshidratación provocan una disminución de la atención y un aumento del tiempo de reacción al volante en un 86 %, lo que incrementa el riesgo de accidente.

La fatiga aparece tanto en los viajes largos como en los cortos y la generan factores como la conducción prolongada, el momento del día en el que se realiza el viaje (día/noche), las comidas copiosas, la deshidratación, el iniciar el viaje después de la jornada laboral, etc.

Según el Estudio de Fatiga y Conducción 2012 elaborado por el RACE y Anfabra, siete de cada diez conductores realiza desplazamientos frecuentes por localidades cercanas a su lugar de vacaciones.

De hecho, según la DGT, en las carreteras de doble sentido se producen más del 70 % de los accidentes mortales, ya que los trayectos rutinarios por vías conocidas producen una falsa sensación de confianza y pérdida de atención.