La DGT destaca el 'amplio consenso' para reducir la velocidad en carretera

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha destacado el 'amplio consenso' alcanzado en la sociedad española y en los sectores implicados en la necesidad de reducir el límite de velocidad en las carreteras convencionales, las más peligrosas y en las que se acumula casi el 80 por ciento de las víctimas mortales.

Así lo han subrayado a Efe fuentes de la DGT después de que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, anunciara ayer en Barcelona que su departamento ya tiene decidido rebajar de 100 a 90 kilómetros por hora la velocidad máxima en las carreteras secundarias.

Sobre la posibilidad de incrementar al mismo tiempo el límite en autopistas y autovías hasta los 130 kilómetros por hora, las fuentes consultadas han dejado claro que se trata de una propuesta que todavía está en fase de estudio, y que no hay ninguna decisión adoptada por el momento.

Ya la semana pasada, Fernández Díaz avanzó que la DGT estaba barajando incrementar la diferencia entre los límites de velocidad de las carreteras convencionales y las autovías, bien reduciendo el primero, bien aumentando el segundo o haciendo ambas cosas.

El titular de Interior afirmó que 'no parece razonable' que en las carreteras convencionales, sin separación entre los dos sentidos de la circulación, se pueda circular hasta a 100 kilómetros por hora, mientras que en una autovía, que cuenta con más medidas de seguridad, la velocidad máxima sea solo de 120.