La Comisión Europea da luz verde a Covisint

El ejecutivo comunitario ha decidido aceptar la creación del mercado de automóviles en Internet, Covisint, porque considera que no restringe la competencia en el territorio de la Unión.

La Comisión Europea ha autorizado a los fabricantes de automóviles Ford, DaimlerChrysler, General Motors, Renault y Nissan a la creación de la bolsa de comercio en Internet conocida como Covisint. Además de estos cinco consorcios, un sexto, el grupo PSA, integrado por Peugeot y Citroën, se ha sumado al proyecto.

De este modo, Covisint cumplirá su objetivo de constituirse en un verdadero emporio electrónico que proporciona herramientas comunes para el lanzamiento de productos, la reducción de costes y la mejora de la eficacia en la cadena de suministro.

Miembros del ejecutivo de la Unión comentaron que han decidido dar luz verde a la iniciativa tras comprobar que la operación no vulneraba el apartado 1 del artículo 81 del Tratado CE sobre la competencia. Según un comunicado de la Comisión "esta empresa común se crea para responder, fundamentalmente, a las necesidades de contratación de los constructores y suministradores automovilísticos" y "se espera que tenga un efecto beneficioso para la competencia".

La citada nota añade que "muchos de los más importantes proveedores de accesorios también han indicado que utilizarán la bolsa de comercio", debido a la creciente importancia en el ámbito comercial actual de este tipo de mercados electrónicos, conocidos como B2B.

Asimismo, recoge la importancia del mismo para crear una mayor transparencia, "ayudando a vincular más operadores y a integrar más sectores", creando también más oportunidades de mercado, mediante la reducción de costes de investigación e información y la mejora de la gestión de inventarios. "En última instancia", continúa el comunicado, "llevará a una reducción de precios para el consumidor final".