Huelga de grúas: el Gobierno tomará medidas

Bomberos, policía, Guardia Civil... El Gobierno asegura que retirará los coches que supongan un peligro. El conflicto se extiende y amenaza con bloquear las carreteras precisamente en uno de los mayores éxodos del año: la vuelta de vacaciones.

Huelga de grúas: 4.000 coches en las cunetas
Huelga de grúas: 4.000 coches en las cunetas

Paros totales en ocho comunidades autónomas, a las que se pueden sumar en breve otras cuatro más. Si el conflicto no se soluciona, este próximo fin de semana podríamos encontrarnos cada día más de 10.000 vehículos abandonados en las carreteras, según las aseguradoras. Los gruistas afirman que, en realidad, nos enfrentaríamos a unos 200.000 coches en la cuneta en cada jornada: todo un peligro. El Gobierno no se quedará de brazos cruzados: prepara un plan especial para palir los efectos de la huelga. El programa de choque está coordinado por la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, que coordinará a las distintas administraciones locales. Todos los vehículos con remolque despejarán las carreteras, “siempre y cuando los vehículos supongan un peligro". No se descarta que intervenga el Ejército, incluso en el País Vasco (aunque la subdelegación del Gobierno en Vizcaya asegura que esta medida no sería legal).Según han comunicado, ya se ha hecho recuento de las grúas municipales, de las de los servicios de bomberos y de la de las diputaciones. En casos extremos también se podría contar con las empresas de transportes de viajeros o mercancías. La DGT también actuará para garantizar la seguridad y fluidez en el tráfico. Según aseguran, las asociaciones de empresarios de auxilio en carretera se han comprometido con Tráfico a la retirada de vehículos accidentados. Si un agente de la autoridad requiere su servicio y se niegan, se les denunciará por desacato y por omisión de socorro (no sólo recibirían una multa económica sino que se enfrenta a posibles castigos penales). Estos días habrá el doble de agentes de la Guardia Civil en las carreteras: afirman que habrá más de 8.000 patrullando. Además, les han dado instrucciones claras de cómo actuar en caso de accidente o avería en carretera. También se ha puesto en alerta a los equipos de señalización de Tráfico. Esperan extremar la vigilancia para detectar lo antes posible los vehículos que, por avería o accidente, deban ser retirados. Además, se actuará contrarreloj para iluminar lo antes posible la zona afectada. Los paneles informativos de Tráfico avisarán puntualmente sobre dónde están los vehículos abandonados. El trabajo será arduo. En Cataluña, por ejemplo, la Generalitat ha tenido que atender 68 incidencias sólo en las primeras horas de la huelga. Según los datos de la propia Unespa –patronal de aseguradoras- los gruistas prestan 5.200.000 servicios al año. Cataluña y País Vasco: centralizan la ayuda a través del 112.
Castilla y León: se ha creado un teléfono de asistencia al consumidor 902 47 77 47.
Los conductores también pueden solicitar información puntual sobre el estado de las carreteras en el teléfono de la DGT 900 12 35 05.
En caso de que los servicios de asistencia no estén disponibles, tenemos que avisar a las autoridades de tráfico correspondientes (Guardia Civil, Policía Local, Ertzaintza o Mossos d’Esquadra).En caso de avería:
No habrá ninguna actuación si el propietario puede empujar su coche fuera de la calzada o el arcén.

Se balizará el lugar donde esté el vehículo si éste ocupa parte de la mediana o el arcén.

Los agentes sólo solicitarán el traslado del coche si no hay arcén, resulta imposible desplazarlo y ha quedado ocupando parte de la calzada. En caso de accidente grave:
Si la autoridad reclama el servicio, las grúas están obligadas a actuar. Hoy, se vuelven a reunir todos los implicados. El director general de Tráfico, Pere Navarro, ha asegurado que la Administración está en contacto con las partes implicadas en la huelga y está “presionando, en el buen sentido de la palabra". Sin embargo, la negociación se vuelve farragosa. Las aseguradoras anuncian que no negociarán mientras exista la presión de huelgas. Además, hay otra pregunta en el aire: ¿la huelga es legal?Según el Gobierno vasco, los profesionales que han convocado el paro de las grúas “no pueden ser, según la doctrina del Tribunal Constitucional, titulares del derecho a la huelga", ya que no son trabajadores por cuenta ajena sino “pequeños empresarios, trabajadores autónomos y similares", a los que no les está reconocido ese derecho. Es, por tanto, un paro de patronos, un “lock out". Si vas a circular por estas zonas, presta especial atención, ya que el paro técnico es total: País Vasco, Asturias, La Rioja, Castilla y León, Madrid, Comunidad Valenciana, Cataluña, Cádiz, Sevilla, Córdoba, Jaén, Navarra, Extremadura y Galicia. Los únicos empresarios que han descartado ir a la huelga son los cántabros. Las asociaciones de consumidores han pedido a las compañías aseguradoras que rebajen o devuelvan las cuotas de los seguros a los usuarios afectados por las huelgas de las grúas.

El Comisariado Europeo del Automóvil (CEA) ha elaborado un decálogo que los conductores deberían seguir para evitar que la huelga de las grúas termine pasándolos a ellos factura:
1.- Si has solicitado una grúa por teléfono y no acude, vuelve a solicitar su asistencia por fax: quedará constancia de la fecha en que necesitastes sus servicios y podrás reclamar.
2.- Si en el incidente hay agentes de policía, diles que la grúa no te da asistencia, para que puedan anotarlo en su atestado.
3.- Si alguna grúa te presta servicio, pide factura para que posteriormente te ingrese el dinero tu aseguradora.
4.- Si porque no te retiran el vehículo tienes que alquilar un coche, pide factura: también lo puedes reclamar.
5.- Conserva todas las facturas de los gastos que puedes tener por esta huelga: alquiler de coches, alojamientos en hoteles, viajes...
6.- Independientemente de que el vehículo no sea retirado, hoy en día todas las coberturas de asistencia en carretera que las compañías aseguradoras ofrecen cubren los gastos de traslado de los ocupantes del vehículo hasta su domicilio, por lo que la compañía correrá con el coste de dicho traslado.
7.- Si hay atestado, que los agentes anoten cuál era el estado de tu vehículo.
8.- A la hora de reclamar los daños y perjuicios que la falta de prestación de la cobertura de asistencia en carretera nos haya podido ocasionar, acude en primer lugar a la propia compañía de seguros y, caso de que ésta no atienda la reclamación, presenta la correspondiente queja ante el defensor del asegurado de la misma. Recuerda que si tampoco así consigues que te abonen la cantidad reclamada, se podrá elevar dicha reclamación frente a la Dirección General de Seguros.
9.- Si se plantea efectuar la reclamación por vía judicial, recuerda que la actual Ley de Enjuiciamiento Civil determina que para las reclamaciones de cuantía inferior a 900 euros no será preceptiva la intervención de abogado y procurador, por lo que podrás reclamar personalmente y sin coste alguno.
10.- Lo más importante: se consciente del problema y mantén la calma.