Hacia el permiso de conducir paneuropeo

Los países miembros reconocen los carnés de conducir obtenidos en otros estados de la Unión, pero los requisitos para renovar dicha licencia son muy distintos. La comisaria europea de Transportes, la española Loyola de Palacio, piensa acabar con esta "situación heterogénea" y "poco transparente" para los ciudadanos.

En la actualidad, el permiso obtenido en cualquier país de la UE habilita para conducir en todo el territorio comunitario, pero un maremágnum administrativo impide que esa unidad sea completa. Cada estado impone distintos periodos de validez de dicha licencia o establece plazos muy diversos para que los conductores se sometan a examen médico.

Loyola de Palacio tiene claro que estas diferencias provocan una "situación heterogénea" y "poco transparente" para los ciudadanos. Algunas de las sentencias del Tribunal de Luxemburgo, la máxima instancia jurídica comunitaria, también se han pronunciado al respecto.

Por eso, según ha adelantado De Palacio, la Comisión "evalúa la oportunidad de preparar una propuesta directiva que modifique la actual ley-marco sobre los permisos de conducir con el máximo respeto al principio de subsidiariedad" de cada estado miembro.

En nuestro país, hay que renovar el carné de conducir en un plazo que va de cinco a diez años (según las características del conductor) y pasar el consiguiente examen médico, pero en otros estados no coincide la renovación con dicha prueba, lo que, según la comisaria, "contribuye a esa complejidad".

La obtención del permiso también varía: en países como Francia, funciona desde hace años la denominada "licencia de prácticas", que permite conducir a partir de los 17 años, una vez se haya aprobado el examen teórico y con un acompañante mayor de edad. Según adelantó Carlos Muñoz-Repiso, director general de Tráfico, a Autopista Online, España adoptará pronto este sistema. Si quieres saber más sobre el tema, no te pierdas este

Untitled Document

reportaje.