Gobiernos y organizaciones de prensa condenan la detención de la bloguera Yoani Sánchez en Cuba

La detención de la bloguera crítica cubana Yoani Sánchez y otros dos periodistas independientes, uno de ellos su esposo, produjo hoy reacciones de condena de Gobiernos y organizaciones de periodistas, que reclamaron su puesta en libertad.

Sánchez, que ha recibido numerosos premios fuera de Cuba por su blog Generación Y, fue detenida junto a su esposo, el periodista Reinaldo Escobar, y el bloguero Agustín López, cuando se dirigían al juicio por la muerte en un accidente de automóvil de los disidentes Osvaldo Payá y Harold Cepero, según diversas fuentes.

Hasta ahora no hay confirmación oficial de las detenciones, de las que informó en primer lugar el bloguero oficialista Yohandry Fontana y luego el disidente Guillermo Fariñas, que llegó a hablar con Sánchez por teléfono en el momento en que era detenida.

Según Fariñas, galardonado por el Parlamento Europeo con el premio Sájarov en 2010, Sánchez, Escobar y López fueron detenidos cuando viajaban en automóvil a Bayamo (este de Cuba) para asistir al juicio del político español Ángel Carromero, acusado de las muertes de Payá y Cepero por ser quien conducía el automóvil en el que ambos perdieron la vida en julio pasado.

Sánchez y Escobar intentaban realizar 'una provocación y un show mediático' para 'perjudicar' el desarrollo del juicio contra Carromero, dijo por su parte el bloguero oficialista Fontana.

El Gobierno de Estados Unidos se declaró 'preocupado' por detenciones 'arbitrarias' como la de Sánchez, con las que, según dijo un portavoz oficial, el régimen cubano pretende 'silenciar a los críticos' y 'obstaculizar el periodismo independiente'.

'Estamos profundamente preocupados por el uso repetido por parte del Gobierno cubano de las detenciones arbitrarias para silenciar a los críticos, interrumpir reuniones pacíficas y obstaculizar el periodismo independiente', indicó en una rueda de prensa el portavoz adjunto del Departamento de Estado, Mark Toner.

El Gobierno cubano 'sigue limitando las libertades fundamentales, incluida la libertad de expresión', argumentó Toner.

El ministro de Asuntos Exteriores de Italia, Giulio Terzi, manifestó hoy su 'preocupación' por las detenciones y expresó su deseo de que 'el episodio pueda resolverse de forma rápida con la liberación' de los detenidos.

En una declaración, Terzi señaló que ha pedido a la embajada italiana en Cuba que 'siga de cerca la evolución del caso' y ha dado 'instrucciones para que se cumplan los pasos oportunos en Bruselas a fin de que la Unión Europea eleve su nivel de atención y evalúe posibles iniciativas en el marco de la acción llevada a cabo en el ámbito del respeto de los Derechos Humanos en Cuba'.

'La detención de estos periodistas indica claramente que el Gobierno cubano continúa su práctica de castigar al periodismo independiente', denunció, por su parte, Carlos Lauría, coordinador para las Américas del Comité de Protección para los Periodistas (CPJ), en un comunicado difundido en Nueva York.

'Las autoridades cubanas deben liberar de inmediato y sin condiciones a Sánchez, Escobar y Díaz y permitir que todos los periodistas cubanos pueden informar sin temor a intimidación', añadió Lauría.

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) también condenó hoy la detención de la bloguera y sus dos acompañantes y pidió a las autoridades de Cuba la 'inmediata liberación' de los tres.

'Si las autoridades cubanas pretendían minimizar la cobertura internacional del juicio (de Carromero) frenando los esperados y seguidos escritos de Sánchez, han logrado todo lo contrario con este arresto arbitrario y de obvio contenido político', destacó en un comunicado Gustavo Mohme, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP.

Conocida por sus posturas críticas con el régimen cubano, Sánchez es colaboradora del diario español El País, medio que le solicitó la cobertura del juicio, según dijo la SIP.

Mohme, director del diario La República, de Lima (Perú), exhortó a las autoridades cubanas 'a dar muestras de tolerancia a favor de la libertad de expresión y de prensa'.

Lo último que Sánchez escribió en Twitter y colgó de su blog hace ya 24 horas fue 'yoanisanchez 4 #Cuba Y siguen kilometros y kilometros de #Marabu' acompañado de una foto del paisaje visto desde la carretera.

Nacida en La Habana en 1975, Sánchez ha sido galardonada con numerosos premios, como el Ortega y Gasset de Periodismo Digital, pero nunca ha sido autorizada a salir de Cuba para recibirlos.

En 2008 fue incluida en su lista de las 100 personas más influyentes del mundo.

El pasado 28 de septiembre los abogados de la bloguera y activista cubana presentaron una queja contra Cuba ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por violación de sus derechos, y pidieron medidas cautelares para proteger su vida e integridad física.

Los mejores vídeos