El yen arrastra al Nikkei, que cierra la semana con pérdidas

La Bolsa de Tokio cerró la semana en negativo en una sesión de cautela arrastrada a la baja por la persistente apreciación del yen, que perjudica a los exportadores nipones, según los analistas.

El selectivo Nikkei perdió 107,36 puntos, el 1,17 por ciento, y quedó en 9.070,76 unidades, mientras el índice Topix, que agrupa a todos los valores de la primera sección, bajó 7,36 puntos, un 0,96 por ciento, hasta 757,23 enteros.

De entre los principales sectores que perdieron terreno destacaron los de aseguradoras, casas de valores y transporte marítimo, mientras que únicamente cerraron con ganancias el de gas y electricidad y el del caucho.

El parqué tokiota vivió una sesión con un volumen de negociación extremadamente reducido, de 1.188,36 millones de acciones, por debajo de los 1.389,40 millones de la víspera.

La fortaleza del yen ante el dólar, con el que se cambiaba hoy temporalmente en la banda media de los 78 yenes, echó un jarro de agua fría a las esperanzas de que los exportadores nipones mejoren sus previsiones de beneficios para este año fiscal.

Así, fabricantes como Suzuki Motor y Nissan Motor perdieron un 1,5 por ciento, mientras que el grupo electrónico TDK se dejó un 3,3 por ciento y Panasonic el 1,9 por ciento.

'Mientras que el dólar se mantenga en torno al actual cambio, los inversores no se verán animados a buscar niveles más altos', afirmó Tatsunori Kawai, analista de kabu.com Securities, en declaraciones a la agencia Kyodo.

En el mercado nipón se reflejó hoy además la recogida de los beneficios obtenidos en las últimas sesiones, a pesar de que el referencial aún se mantiene un 12 por ciento por debajo del nivel previo al tsunami que arrasó el noreste del país en marzo de 2011, cuando llegó a superar el tope de los 10.250 puntos.

Ganaron terreno en cambio las operadoras eléctricas con subidas como las de Kansai Electric Power, que se apuntó un 5,8 por ciento, o Tohoku Electric Power, que se apreció un 6,1 por ciento después de que la agencia Goldman Sachs en Japón revisara al alza su calificación.

En la primera sección perdieron terreno 1.132 valores, frente a 392 que terminaron al alza y 137 que lo hicieron sin variación.