El PSC aboga por el acuerdo a 48 horas del pleno del pacto fiscal

El PSC aboga, a 48 horas del pleno que aprobará la propuesta catalana de pacto fiscal, por tratar de alcanzar un acuerdo con el Gobierno de Artur Mas.

Prueba de esta voluntad de acuerdo es que el PSC no ha presentado ninguna enmienda a la totalidad pese a que se mantengan las discrepancias en el Ejecutivo autonómico en un punto muy concreto: los socialistas insisten que la gestión, recaudación e inspección de todos los impuestos salvo los locales la haga un consorcio presidido por la Generalitat, pero en el que participe el Estado.

En rueda de prensa, el primer secretario del PSC y alcalde de Terrassa, Pere Navarro, ha explicado que los socialistas catalanes han renunciado a una enmienda a la totalidad, pero sí que han presentado parciales a varios puntos en concreto de la propuesta del Gobierno catalán.

'Queremos la mejor financiación para Cataluña y que no haya incumplimientos por parte del Estado', como ha ocurrido con el impago del fondo de competitividad a la Generalitat, ha dicho.

Navarro ha admitido que ha hablado por teléfono con el presidente Artur Mas sobre el pacto fiscal, aunque aún no hay acuerdo entre nacionalistas y socialistas porque, según el primer secretario del PSC, el Gobierno de CiU sigue 'enrocado en su postura', una actitud que le preocupa en el fondo y en la forma.

'Trabajaremos para que haya un acuerdo' y que en el pacto fiscal, también se mejore la financiación local y se blinde el Estado del Bienestar, ha añadido Navarro.

Navarro ha indicado que el PSC tiene una voluntad pactista 'si el objetivo es la mejora de la mejora de la financiación', pero que rechaza explorar caminos que tengan como finalidad generar frustración colectiva.