El primer secretario del PSC niega que la remodelación del partido obedezca a una purga de catalanistas

El primer secretario del PSC, Pere Navarro, niega que la remodelación que ha llevado a cabo obedezca a una purga del sector catalanista del partido y ha asegurado que mantiene una 'buena sintonía personal y política' con Joaquim Nadal, sustituido por Xavier Sabaté como presidente del grupo parlamentario.

En declaraciones a TV3 recogidas por Europa Press, ha destacado que las opiniones diversas expresadas por Nadal sobre el partido a lo largo del tiempo 'ni tienen que marcar ni han marcado los cambios' realizados al frente de la dirección.

Al margen de Nadal, se ha referido a otros afectados por los cambios, como Miquel Iceta y Laia Bonet, y ha remarcado que comparte 'planteamientos básicos' de la exportavoz parlamentaria adjunta del Parlament sobre la celebración de primarias abiertas.

Navarro también ha negado que la remodelación sean para preparar el PSC para un eventual avance electoral, aunque ha subrayado que estarían a punto para afrontarlas.

En declaraciones a Rac1 recogidas por Europa Press, el portavoz del PSC y ahora también en el Parlamento catalán, Jaume Collboni, ha coincidido con Navarro en afirmar que no quieren acabar 'ni con los críticos ni con los catalanistas', y que el talante de Nadal no está amortizado por el partido.