El Nikkei respalda con una destacada subida del 1,96 % el rescate a España

La Bolsa de Tokio comenzó la semana con una destacada subida del 1,96 % después de que los líderes del Eurogrupo acordaran conceder la ayuda para la recapitalización de la banca española, lo que disipó las preocupaciones sobre la crisis en la zona del euro y su posible contagio.

El selectivo Nikkei subió 165,64 puntos, el 1,96 por ciento, y quedó en 8.624,90 unidades, mientras que el índice Topix, que agrupa a todos los valores de la primera sección, se apreció 12,33 puntos, un 1,72 por ciento, hasta 730,07 enteros.

Entre los principales sectores del parqué nipón, las ganancias las lideró el del transporte marítimo, seguido por metales no ferrosos y maquinaria eléctrica, mientras que el único que retrocedió fue el de pesca y forestal.

El Nikkei alcanzó hoy por momentos su mayor nivel en dos semanas y media después de que el sábado el Eurogrupo acordara conceder una ayuda a España de hasta 100.000 millones de euros para sanear su sector financiero, lo que animó a los principales inversores.

'El mayor miedo del mercado era el contagio (de la crisis de deuda) a países como España e Italia, pero esa preocupación se ha aliviado y se han impulsado las compras', afirmó Hiroichi Nishi, analista de SMBC Nikko Securities, en declaraciones a la agencia Kyodo.

Los inversores también se beneficiaron por la situación en China, cuyo comercio exterior aumentó un 14,1 % anual, hasta alcanzar los 343.000 millones de dólares en mayo, en su primer aumento de dos dígitos en tres meses, lo que mejoró las perspectivas de la segunda economía del mundo.

En este sentido, los valores relacionados con el mercado chino avanzaron, con subidas destacadas de dos de los principales fabricantes de maquinaria de construcción como Komatsu, que creció un 3,8 por ciento, o Kubota, que se apreció el 3,5 por ciento.

No obstante, después de que el Nikkei subiera durante la mañana por encima del 2,2 por ciento, comenzó a perder fuelle motivada por la recogida de beneficios, según los analistas.

A pesar de la buena acogida a las medidas en Europa, los inversores mantienen la cautela a la espera de que el jueves el Banco de Japón anuncie los tipos de interés y el domingo Grecia celebre sus decisivas elecciones legislativas.

Los principales exportadores nipones, sobre todo los de sectores como el de electrónica o fabricación de automóviles, ganaron terreno gracias a la tregua dada por el yen frente al euro, con el que hoy en Tokio se intercambió en la banda media de los 100 yenes.

En este sentido, Pioneer se disparó un 5,3 por ciento, TDK ganó un 4,8 por ciento, mientras que Nissan Motor ganó un 3,8 por ciento.

El fabricante de chips de memoria, Renesas Electronics, cayó un 9,8 por ciento, después de la fuerte subida del pasado viernes, ante los rumores de que finalmente ampliará su base financiera con prestamos de sus accionistas en vez de terceras empresas.

En la primera sección avanzaron 1.118 valores, frente a 455 que perdieron terreno y 104 que cerraron en tablas.

El volumen de negociación fue de 1.458,10 millones de acciones, por debajo de los 2.356,64 millones del viernes.