El gobierno municipal lamenta 'las continuas mentiras de IU' y asegura que los radares 'sí pasan revisión'

Entre enero y mayo se han controlado 33.991 vehículos de los que 1.091 han sido denunciados por velocidad superior a la permitida

La concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Córdoba, Carmen Sousa, ha asegurado este jueves que los radares móviles de la Policía Local 'están pasando la revisión', por lo que ha lamentado una vez más 'las continuas mentiras' del portavoz municipal de IU, Francisco Tejada, quien ha afirmado que estos dispositivos 'no han pasado dicho control'.

En una nota, Sousa ha explicado que los dos radares móviles con los que cuenta la Policía Local se enviaron el 13 de junio a la Jefatura Provincial de Tráfico para que pasaran la revisión técnica anual, que ya cumplía en fechas próximas, y desde esta Jefatura los radares fueron trasladados a la Dirección General de Tráfico (DGT), en Madrid, para que se proceda a dicha revisión.

De este modo, la delegada ha señalado que 'es totalmente falso que, como apunta el portavoz de IU, ya haya pasado la fecha de la última revisión sin que los radares se hayan enviado a Tráfico'. Asimismo, Sousa ha precisado que 'se han querido aprovechar los meses de verano para que los radares pasen la revisión, teniendo en cuenta que en estas fechas se reduce considerablemente el tráfico y el número de vehículos en la ciudad'.

De hecho, entre los meses de enero a mayo de 2012 han sido 33.991 los vehículos controlados por los radares móviles de la Policía Local, habiéndose denunciado un total de 1.091 vehículos por velocidad superior en 60 kilómetros por hora en vía urbana o en 80 kilómetros por hora en vía interurbana a la permitida reglamentariamente.

Junto a ello, están los agentes de la Policía Local que igualmente pueden llevar a cabo una labor preventiva y de persuasión frente a aquellos conductores que incumplen las normas de restricción de velocidad, por lo que Sousa ha pedido a Tejada 'que se informe antes de hacer tales manifestaciones, se tranquilice y no intente crear alarma entre los vecinos de la ciudad con cuestiones con las que sólo pretende poner zancadillas y entorpecer la gestión del gobierno municipal del PP'.