El deshielo de Toyota

Toyota es la marca no europea con mayor crecimiento en el Viejo Continente.

La firma oriental Toyota ha previsto vender 70.000 vehículos en Europa el mes que viene y anuncia el fin de su período de "hibernación" en Europa. Dentro de sus objetivos más inmediatos también se encuentra el de comercializar 50.000 unidades más este año en Europa y alcanzar las 650.000 unidades para llegar, en 2005, a los 800.000 vehículos vendidos. En cuanto a producción, confía en alcanzar los 400.000 motores, 400.000 coches y 260.000 cajas de cambios. Estas declaraciones han sido efectuadas por el vicepresidente ejecutivo de Toyota Europa, Juan José Díaz Ruiz, en el marco del X Foro de Automoción del Instituto de Empresa, que se ha celebrado estos días en Madrid. Toyota ha sido la marca que más ha crecido en estos dos últimos años en el marco de Unión Europea, un 24 por ciento en 1998 y un 11 por ciento en 1999. La estrategia para España será el aumento de la oferta a sus clientes, pero sin restar calidad a sus servicios. Hasta ahora, según las mismas fuentes, en España Toyota había tenido que respetar la cuota máxima de importaciones, por lo que el desarrollo de su actividad no era pleno; a partir de este año esto ya no ocurrirá y podrá así ampliar sus ventas.