El DAX 30 de Fráncfort baja tras una negociación sin tendencia clara

El índice DAX 30 bajó hoy en una jornada en la que la decisión del Banco Central Europeo (BCE) de mantener los tipos de interés en la zona del euro apenas tuvo repercusión en la renta variable.

El DAX 30 se dejó un 0,23 %, hasta 7.305,21 puntos, en una jornada con un nivel de contratación de 3.120 millones de euros.

La cifras económicas de EEUU aportaron algunos impulsos positivos, si bien el selectivo de Fráncfort cerró en terreno negativo.

Los pedidos de bienes a las fábricas de EEUU cayeron un 5,2 % en agosto, el mayor descenso desde enero de 2009 pero menor de lo esperado, principalmente por la bajada en el sector aeronáutico.

La cifra semanal de solicitudes de subsidio por desempleo subió en 4.000 la semana pasada y se situó en 367.000 en EEUU.

El grupo industrial ThyssenKrupp subió un 2,3 %, hasta 17,38 euros, ya que su competidor Posco ha hecho público una declaración de intenciones en la que muestra su interés en la compra de la división de acero de América (Steel Americas).

El grupo automovilístico BMW fue el ganador de la jornada con una subida del 3,2 %, hasta 59,76 euros, por el aumento de las ventas de un 60 % en China en septiembre.

El grupo de telecomunicaciones Deutsche Telekom cayó un 4 %, hasta 9,35 euros, un día después de la fusión de su filial estadounidense de telefonía móvil T-Mobile USA y MetroPCS por rumores de que Sprint Nextel presentará una contra oferta por MetroPCS.

Los mejores vídeos