El céntimo sanitario llega hoy a Cataluña

Hasta 2,4 céntimos más de euro por litro cuesta hoy la gasolina en Cataluña. Es el efecto de la aplicación del “céntimo sanitario", un polémico recargo sobre el precio de los carburantes para financiar la sanidad.

Las gasolinas subieron más en España que en Europa
Las gasolinas subieron más en España que en Europa

Cataluña se ha convertido ya en la cuarta comunidad autónoma (junto a Madrid, Asturias y Galicia) que aplica en España el denominado “céntimo sanitario", un recargo sobre el precio de los hidrocarburos para financiar la sanidad. Con esta tasa, el precio de la gasolina se encarece en 2,4 céntimos de euro por litro, mientras que el del gasóleo lo hace en 0,6 céntimos.Este gravamen fue inicialmente muy mal recibido por los transportistas catalanes, que, sin embargo, en la última semana han alcanzado un principio de acuerdo con la Generalitat para obtener ayudas compensatorias. Así, aunque todavía no se han concretado las cuantías precisas, el texto establece que los transportistas de mercancías recibirán a cambio una compensación monetaria en función de su ámbito de actuación y del tamaño de los vehículos. El sector del taxi, en cambio, podrá aplicar en 2005 un incremento de tarifas que compense el mayor gasto en carburante.En total, la Generalitat destinará 21,6 millones de euros al año en materia de compensaciones, una cantidad que “cubrirá aproximadamente el 90 por ciento del gasto del sector por el “céntimo sanitario", según ha señalado el portavoz de la Coordinadora de Organizaciones de Transportistas de Cataluña (ASTAC), Evaristo Magaña.Por su parte, el presidente del Sindicato del Taxi de Cataluña, Miquel Tomás, ha asegurado que el “cien por cien de la repercusión que tenga el céntimo sanitario en el sector durante los meses que restan de 2004 va a ser recuperada a través de un importante incremento de tarifas". Una comisión técnica será la que establezca en septiembre el incremento de las tasas en función de las pérdidas ocasionadas. Los automovilistas, por su parte, quedarán totalmente aislados, porque a lo largo del año no sólo tendrán que hacer frente al mayor precio del combustible, sino también a la subida del transporte público. Y todo, para financiar un déficit sanitario que en Cataluña alcanza ya los 3.000 millones de euros.En las próximas semanas, Aragón podría convertirse en la quinta comunidad de España que decide aplicar el “céntimo sanitario". El Gobierno autonómico lleva meses estudiando su implantación, por lo que ahora podría tomar el ejemplo de Cataluña y subir el precio de sus carburantes.