El CAC-40 de París pierde un 2,89 %, arrastrada por España, Grecia e Italia

La Bolsa de París cerró hoy a la baja y su índice de referencia, el CAC-40, se dejó un 2,89 por ciento para terminar en 3.101,53 puntos, con los valores financieros liderando las pérdidas del selectivo.

En una sesión en la que se negociaron 3.370 millones de euros, los inversores mostraron sus dudas ante la incertidumbre generada en España, Grecia e Italia.

El mercado en ese país llegó a registrar pérdidas de más del 5 %, antes de que su regulador bursátil -la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV)- decidiera prohibir las ventas a corto de todos los valores, con lo que cerró con un retroceso del 1,1 %.

Otra de las fuentes de inquietud para los inversores fue Grecia, que espera la visita de la 'troika' -formada por la Unión Europea (UE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI)- para evaluar los avances realizados en materia de reformas, así como Italia, que también ha limitado algunos tipos de operaciones bursátiles.

En el ojo del huracán de los inversores en París se situaron los grandes bancos franceses, lo que provocó que cerraran con pérdidas significativas las entidades Crédit Agricole (-5,48 %), BNP Paribas (-5,47 %), Societé Générale (-4,48 %) y la aseguradora Axa (-5,42 %).

El grupo automovilístico PSA Peugeot Citroën se dejó un 0,91 %, después de que su presidente se reuniera con el primer ministro francés para explicarle el plan de supresión de 8.000 puestos de trabajo en el seno de la compañía.

Esa entrevista se produjo el mismo día en que el fabricante anunció un acuerdo con la japonesa Toyota para producir vehículos comerciales que se venderán en Europa bajo la marca nipona.

Su competidor Renault cedió un 2,44 % y la casa de neumáticos Michelin se dejó un 4,07 % en el parqué parisino.

Tabién el grupo de entretenimiento y comunicación Vivendi cerró en rojo (-2,61 %), después de que el Tribunal francés de la Competencia introdujera algunos cambios en la fusión de 'Canal ' con TPS.

El gigante de la aeronáutica y la defensa EADS cedió un 2,72 % y la petrolera Total un 1,84 % en una sesión en la que solo Alcate-Lucent, que cerró estable, logró escapar de las pérdidas.