El CAC-40 de la Bolsa de París pierde un 2,68 % tras las palabras de Draghi

La Bolsa de París cerró hoy a la baja y su índice de referencia, el CAC-40, perdió un 2,68 por ciento para terminar en 3.232,46 puntos después de que el presidente del BCE, Mario Draghi, no precisara de qué manera piensa intervenir para aliviar la crisis de financiación que sufren España e Italia.

En una sesión con un elevado volumen de intercambios, de 4.144 millones de euros, los inversores se mostraron optimistas por la mañana, cuando el CAC-40 ganaba en torno a un 0,5 %, a pesar del inmovilismo mostrado ayer por la Fed, que aseguró que actuará para reactivar la economía pero no precisó de qué forma.

Sin embargo, al índice cambió de sentido tras la esperada comparecencia del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, quien se dijo dispuesto a tomar medidas extraordinarias en las próximas semanas para proteger al euro y aliviar la crisis de financiación que golpea especialmente a España e Italia, pero no detalló cómo piensa reaccionar esa institución.

Así, cerró con pérdidas significativas el sector financiero, con retrocesos para la aseguradora AXA (-2,68 %) y para los bancos Crédit Agricole (-8,11 %), Société Générale (-7,21 %) y BNP Paribas (-4,09 %).

Este último había presentado antes de la apertura del mercado un beneficio neto semestral estable respecto a la primera mitad de 2011 (-0,6 %), con 4.715 millones de euros.

Las mayores pérdidas bursátiles en la sesión las registró Veolia Environnement (-11,66 %) después de que el grupo de servicios medioambientales, en plena reestructuración, anunciara nuevas medidas de ajuste durante publicación de sus resultados semestrales.

Además, Veolia Environnement registró entre enero y junio un beneficio neto de 153,1 millones de euros, frente a las pérdidas de 67,2 millones de euros del año pasado.

También con importantes pérdidas cerró la siderúrgica Arcelor Mittal (-8,77 %), así como el grupo automovilístico Peugeot (-6,51 %) o el grupo de comunicación y entretenimiento Vivendi (-5,25 %).

En una sesión en la que los cuarenta valores del selectivo parisino cerraron en rojo, el menos perjudicado GDF Suez (-0,44 %), que confirmó hoy sus objetivos para el conjunto del ejercicio y anunció un beneficio neto de 2.500 millones de euros en el primer semestre ( 6 %), si no se tienen en cuenta elementos excepcionales.