El CAC-40 cae un 1,9 % pero salva los 3.800 puntos

La Bolsa de París cerró hoy a la baja por la incertidumbre que pesa sobre la economía mundial y por la apertura en rojo de Wall Street, lo que hizo retroceder al selectivo CAC-40 un 1,9 por ciento, aunque salvó la barrera psicológica de los 3.800 puntos.

El indicador estuvo en rojo toda la jornada, pero afianzó su caída en el último tramo, para cerrar a 3.805,09 puntos, frente a los 3.878,65 enteros del cierre de la víspera, cuando con un incremento de algo más de un punto porcentual rompió una racha de seis sesiones consecutivas de caídas.

El fabricante automovilístico Peugeot firmó la mayor caída del índice de referencia, un 3,34 %, mayor que la de su rival Renault (2,16 %), afectados por la incertidumbre que persiste en el mercado chino.

El fabricante de semiconductores STMicroelectronics se dejó un 3,13 % en el contexto de caída generalizada de los valores tecnológicos.

El banco Crédit Agricole cayó un 1,28 % tras haber firmado un acuerdo con el chino Citic Securities para cederle sus actividades en la filial de bolsa Cheuvreux et CLSA por 374 millones de dólares.

La eléctrica EDF bajó un 2,36 % tras el anuncio del cierre de las siete centrales de carbón que explota en Francia en colaboración con el alemán EON.

La siderúrgica ArcelorMittal fue una de las que mejor resistió a la jornada en rojo, con una caída del 0,13 %.