El BMW-Rolls del futuro

El nuevo Rolls de BMW se comenzará a ensamblar el próximo año, pero ya hay quien tiene fotos espía.

A partir del 1 de enero del próximo año, la marca de lujo Rolls Royce pasará a formar parte de BMW. En ese momento, se lanzará un nuevo modelo de Rolls que, según unas imágenes publicadas por Autoweek</font color="#0000CC">, tendrá un cierto parecido con la línea de diseño de su nuevo dueño. Pese a que BMW ha prohibido expresamente a su nueva filial que deje ver los primeros vehículos, la firma británica está enseñando prototipos a determinados clientes potenciales de origen estadounidense.

BMW ensamblará el nuevo modelo en una factoría que ha empezado a construir en el sur de Gran Bretaña y en la que ha invertido unos 103 millones de euros. La cadencia de montaje será de unas 3 unidades al día (cerca de un millar al año). La planta dará trabajo a unas 350 personas en las diferentes áreas: ensamblaje, investigación, diseño, desarrollo y negocio de marca.

Quienes han visto estos nuevos vehículos afirman que son un poco más grandes que un Mercedes S500. Según Autoweek, este automóvil no dispone del pilar B (el que se encuentra entre las puertas delanteras y traseras) y que el accionamiento de estas últimas es al contrario que las normales. Dispone de neumáticos montados sobre llantas de 21 pulgadas y estará disponible en versiones de cuatro o cinco plazas.

En cuanto al propulsor que equipará también se saben algunas cosas. En principio, dispondrá de una cilidrada de 6,7 litros y de una configuración V12. Esta mecánica permitirá que el vehículo acelere de 0 a 100 kilómetros por hora en algo más de 6 segundos.