Economía advierte de que la subida del petróleo es "preocupante"

Preocupante. Así ha calificado la situación de subida constante que vive el petróleo el "número dos" del Ministerio de Economía, José Folgado. Mientras tanto, el crudo se mantiene por encima de los 27 dólares, cuando el Estado ha realizado los presupuestos y sus cuentas con un precio máximo de 25.

El secretario de Estado de Economía, Energía y Pymes, José Folgado, ha admitido que las subidas del petróleo pueden provocar la subida de los precios y a corto plazo hacer que la inflación se desmande. Así, Folgado ha calificado la situación de "preocupante".

Si las subidas persisten, peligra el conseguir el déficit cero, ya que tanto los Presupuestos Generales de 2002 como el actual cuadro macroeconómico se sustentan en las previsiones del Gobierno de un precio medio del barril de petróleo de 25 dólares.

El aumento de los precios parece claro. Ya las petroleras incrementaron los precios de los combustibles durante la Semana Santa y no descartan hacerlo en los próximos días.

El crudo, mientras tanto, sufrió un ligero descenso en su coste en los mercados norteamericanos a causa del aumento de las reservas estadounidenses. A pesar de esto, el precio se mantuvo por encima de los 27 dólares.

El Departamento de Energía estadounidense (DOE) informó de que las reservas almacenadas de crudo se incrementaron en 6,1 millones de barriles durante la pasada semana y que sitúa el nivel de depósitos en 322 millones de barriles.

Pero la tensión continúa. Los principales mercados internacionales han mostrado su preocupación por una situación de permanente subida que tiene su origen en la escalada de violencia en Oriente Medio.

A esto hay que sumar el anuncio de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo) de que solamente actuará para hacer descender los precios cuando el barril supere "largo tiempo" los 28 dólares. Esto podría tener un efecto contraproducente para el cartel, ya que podría obligar a los productores independientes a vender más crudo, con lo que la OPEP perdería parte de su cuota de mercado.

Por otro lado, las petroleras francesas adscritas a la Unión Francesa de Industrias Petroleras (UFIP) señalaron que los precios de los combustibles seguirán subiendo en el país vecino.