Demanda de automóviles de reducido consumo impulsó ventas en abril en EE.UU.

El sólido aumento de las ventas de automóviles en Estados Unidos durante el mes de abril estuvo basado en la elevada demanda de los vehículos más eficientes en consumo, según dijeron hoy las principales empresas automotrices.

El crecimiento de las ventas de los automóviles con un consumo de combustible más reducido se produce cuando el precio de la gasolina en EE.UU. se sitúa en torno a los 4 dólares por galón (alrededor de 1,05 dólares por litro), la cifra más elevada de los últimos tres años.

Además, en abril, la confianza del consumidor estadounidense siguió en aumento gracias a la buenas cifras de creación de empleo, lo que llevó a más compradores a los concesionarios del país.

En este contexto, General Motors (GM) vendió 232.538 vehículos, lo que representa un 26,4 % más que en abril de 2010, mientras que el segundo fabricante estadounidense de automóviles, Ford, registró una demanda de 189.778 automóviles, un 16,4 % superior a la de hace un año.

Las dos automotrices coincidieron en señalar que sus ventas fueron impulsadas por la elevada demanda de los vehículos más eficientes en consumo, principalmente autos compactos y medianos así como todoterrenos de tamaño medio.

'Recientemente, la subida de los precios de la gasolina ha provocado que muchos reconsideren la elección de su vehículo', afirmó Don Johnson, presidente de Ventas de GM en Estados Unidos.

'Gracias a las inversiones que hemos realizado en la reducción de consumo y arquitecturas de productos globales, la compañía está bien colocada para cumplir esas necesidades', añadió Johnson.

Por su parte, Ken Czubay, vicepresidente de Ford para Ventas en Estados Unidos, dijo que 'con los precios de la gasolina superando los 3,9 dólares por galón (1,03 dólares por litro), los consumidores están dando una mayor prioridad a la eficiencia en consumo en todo tipo de vehículo'.

GM destacó las ventas del auto Chevrolet Cruze y los todoterrenos Chevrolet Equinox y GMC Terrain. El primero, un vehículo compacto de diseño europeo que acaba de salir en el mercado norteamericano, vendió 25.160 unidades. Por su parte Equinox sumó 17.067 vehículos, un aumento del 42,4 %, y Terrain 7.205 unidades, una subida del 63,6 %.

Ford señaló que su berlina de tamaño Fusion vendió 21.189 unidades, un récord para el mes de abril y un 12 % más que en el mismo periodo de 2010.

El nuevo Fiesta volvió a superar las ventas de 9.000 unidades por segundo mes consecutivo. Y la demanda del Focus se situó en 17.265 unidades, un 22 % de aumento.

Mientras, el tercer fabricante estadounidense, el Grupo Chrysler, dijo que sus resultados del mes pasado fueron los mejores desde 2008 al vender 117.225 vehículos, un 22 % más que hace un año.

Fred Díaz, el responsable de Ventas del grupo en Estados Unidos, dijo a través de un comunicado: 'nuestros autos de tamaño medio tuvieron su mejor mes desde marzo desde 2008, y cada modelo Jeep y Ram que vendemos disfrutó de nuevo de aumentos de las ventas en abril'.

El Grupo Chrysler, compuesto por las marcas Chrysler, Dodge, Jeep y Ram, anunció el lunes que en el primer trimestre de 2011 ganó 116 millones de dólares, los primeros beneficios trimestrales del fabricante desde 2006.

El fabricante japonés Toyota siguió con problemas al cerrar abril con las ventas prácticamente estancadas. El grupo automovilístico, compuesto por la división Toyota y la marca de vehículos de lujo Lexus, sólo ganó un 1,3 % de la demanda con la venta de 159.540 unidades, por debajo de la cifra conseguida por Ford.

A pesar de los resultados, Bob Carter, vicepresidente de la división Toyota, señaló: 'estamos animados por los informes sobre el progreso de la producción y somos muy optimistas después de un sólido mes de ventas y elevado tráfico en los concesionarios'.

Otras dos compañías japonesas tuvieron un mejor mes de abril. Las ventas del grupo Honda (formado por Honda y Acura) aumentaron un 9,9 % mientras que las de Nissan (Nissan e Infiniti) crecieron un 12,2 %.

Por su parte, las empresas surcoreanas Hyundai y Kia mantuvieron su imparable crecimiento en el mercado estadounidense.

Hyundai dijo que tuvo el mejor mes de abril de su historia en Estados Unidos con la venta de 61.754 vehículos, un 40 % más que hace un año lo que permitió que Dave Zuchowski, vicepresidente ejecutivo de Hyundai en Estados Unidos, afirmara que 'abril fue un mes extraordinario para Hyundai'.

Kia, que forma parte del mismo grupo industrial que Hyundai, también indicó que los resultados del mes pasado fueron los mejores de su historia, por segundo mes consecutivo, con la venta de 47.074 vehículos, un 56,7 % más que hace un año.