Del Seat 600 al Seat Salsa

Del Seat 600 al Seat Salsa
Del Seat 600 al Seat Salsa

Mañana, 9 de mayo, la empresa automovilística española Seat cumple 50 años. El Instituto Nacional de Industria español, allá por finales de los 40, quería crear una fábrica de automóviles; en 1950 este deseo se hizo realidad y el 9 de mayo de 1953 se creó en Madrid la Sociedad Española de Automóviles de Turismo, S. A., es decir, nació Seat. A lo largo de su historia ha estado participada por diferentes grupos, durante casi treinta años la empresa automovilística Fiat dispuso de un 7 por ciento del capital y de la licencia de fabricación. En la actualidad Seat está integrada en el grupo germano Volkswagen, junto con Audi y Skoda. Entre los modelos más conocidos de esta marca española se encuentra el entrañable Seat 600, que permitió el acceso a la locomoción privada de todos los niveles económicos y sociales. El primer coche que salió de la fábrica fue un Seat 1400 con matrícula de Barcelona 87.223; en aquella época la cadencia de producción diaria era de cinco vehículos y las personas que trabajaban para Seat, menos de un millar. En 1957 llegó el Seat 600 y la lista de espera, tras su boom, llegó a los tres años para obtener una unidad. Hoy esta firma comercializa siete modelos: Alhambra, Arosa, Córdoba, Ibiza, Inca, León y Toledo y, por ejemplo, durante 1999 fabricó 517.000 unidades y vendió 481 vehículos. La facturación ascendió a casi un billón de pesetas, con unos beneficios de 14.210 millones de pesetas y una plantilla de 14.000 personas. La nueva apuesta de esta firma es el Seat Salsa, un vehículo, según las propias fuentes de la empresa, con marcado ritmo latino y desarrollado íntegramente en el Centro Técnico de Martorell (Cataluña).