Coches contra hornos microondas

En el mundo de la automoción, las batallas comerciales no se libran sólo contra la competencia del sector. A veces, las marcas se encuentran con frentes abiertos muy lejos de sus operaciones habituales.

La firma de electrodomésticos Moulinex ha planteado la retirada de un anuncio de BMW por considerarlo desleal y denigrante para sus propios productos. Una asociación de control de la publicidad se ha hecho eco de la protesta y ha solicitado a la marca alemana la modificación de su spot.
El caso viene de atrás. Hace unos años, Moulinex lanzó una campaña publicitaria para sus hornos microondas en la que un eslogan rezaba "no es lo mismo comer que comer". Ahora, BMW acaba de lanzar un anuncio de sus coches en los que el lema principal es "no es lo mismo conducir que conducir". Sin embargo, una de las secuencias del spot reproduce el antiguo mensaje de la marca de electrodomésticos y lo ilustra con la contraposición de un niño tomando el pecho y una cazuela de cocido en un microondas. Moulinex considera que BMW ha dañado la imagen que la gente tenía de sus hornos y ha pedido a la Asociación de Autocontrol de la Publicidad que recomiende la retirada del anuncio de coches. BMW presentó un recurso de alzada contra esta petición, pero el jurado de la asociación ha emitido una opinión en la que pide a la firma germana la modificación del espacio comercial. BMW considera que no ha habido trato denigratorio hacia Moulinex y que ni siquiera cae en la comparación, porque no se identifica ni el nombre ni la marca del microondas que aparece en pantalla.

Los mejores vídeos