Carroceros

En París, también hay un sitio para los carroceros y sus creaciones a medio camino entre automóviles y obras de arte.

El carrocero Zagato ha sido el encargado de diseñar la nueva versión del modelo más famoso de Aston Martin, el DB7, tras realizar para la marca el V8 Coupé y el Volante. El fabricante británico, miembro de Ford, comenzará la producción de este nuevo vehículo dentro de unos meses, siempre que reciba entre 75 y 99 solicitudes del mismo. De momento, la firma ha enviado fotografías del DB7 Zagato a sus clientes en todo el mundo con el fin de "animarlos" a comprar este biplaza, cuyo precio rondará los 40 millones de pesetas. Los indecisos pueden acercarse al stand de Aston Martin en el Salón de París para ver de cerca el -aún- "concept-car", que cuenta con carrocería de aluminio, transmisión manual de seis velocidades y un motor de 6 litros y 12 cilindros en V, capaz de desarrollar 420 CV. El carrocero lleva a París su Lancia Granturismo, diseñado por la marca italiana bajo la dirección de Flavio Manzoni. El modelo, que podría pasar a la producción en serie, utiliza la plataforma del Thesis y recuerda al Lancia HPE (High Performance Estate).

Los visitantes españoles que pasen por París se llevarán una sorpresa al encontrarse la poco conocida firma española Comarth. Es una compañía murciana que fabrica coches de lujo bajo pedido. En París exhibe un roadster que se puede elegir con dos motores, uno de 1.6 y otro de 2.0 litros, ambos de origen Ford. El precio de este coche es de 23.900 euros.