Los votos de la carretera

El próximo 14 de marzo, los españoles tenemos que decidir quién queremos que nos gobierne. En los últimos tiempos, el mundo del motor, la seguridad vial y las infraestructuras se han colado en la campaña electoral con mucha fuerza.
-
Los votos de la carretera
Los votos de la carretera

El PP, enganchado al carro
El Partido Popular ha tardado bastante en reaccionar. Dirigió la reforma de la Ley de Tráfico, que, al decir de todos los partidos, fue un éxito, pero después le ha faltado impulso para aplicar con eficacia las medidas aprobadas. A estas alturas, casi dos años después de la publicación de la ley, todavía faltan varios reglamentos por desarrollar y apartados como el de la reeducación permanecen en el mundo de las ideas.

Además, el PP ha sido muy criticado por la mala gestión de los problemas de tráfico vividos en momentos especiales, como el calamitoso puente de diciembre del año pasado o el temporal de finales de febrero.

<

p> Pese a todo, el equipo de Mariano Rajoy ha decidido tomar la delantera y, de paso, liderar una revolución en la seguridad vial. Han elaborado un importante paquete de medidas, de claro matiz vigilante, que apuesta por incrementar la presencia de las fuerzas del orden y por castigar con mayor severidad.

<

p> Medidas populares
La primera gran promesa de Rajoy es la implantación del carné por puntos, una vieja reivindicación de la oposición que el líder popular ha hecho suya con habilidad. Si ganan, lo implantarán en sólo dos años.

También proponen que no haya tolerancia con el alcohol. Quieren que la tasa permitida sea de 0,0 gramos por litro de sangre, sobre todo en los conductores noveles y profesionales. Curiosamente, el PP acusó de “no saber lo que decía” a la consellera de interior catalana (gobierno tripartito) cuando propuso lo mismo hace mes y medio.

Además, el PP quiere reforzar la Guardia Civil con la creación de 4.000 nuevas plazas de agentes en la división de Tráfico.
Estos agentes serán apoyados con la modernización de los medios de vigilancia, con más radares y más vehículos.

<

p> Una idea interesante es la inclusión en los medicamentos de ideogramas o dibujos que informen a los conductores de los efectos que esas medicinas provocan en la conducción.

<

p> Todos estos cambios contarán con el refuerzo de la enseñanza. La educación vial entrará en los planes de estudio y se promoverá la figura del conductor responsable entre los jóvenes. También se atacará a la publicidad agresiva que incite a la imprudencia al volante. Además, se alcanzarán acuerdos con las empresas para mantener una formación permanente.

En otro sentido, el PP también está convencido de la eficacia de los limitadores de velocidad, aunque considera que es mejor implantar mecanismos que avisen al conductor de que ha superado los límites, en lugar de elementos técnicos que lo impidan.

Los populares no son muy partidarios de pedir a la industria que incluya estos equipos en los coches, aunque sí están a favor de subvencionar todos aquellos elementos que beneficien la seguridad activa y pasiva.

En esta línea de trabajo con los fabricantes, incentivarán la modernización del parque móvil. Los planes Prever serán, en principio, la herramienta más importante para este propósito. También quieren poner al día el Registro de Vehículos y lanzar la ITV para motos.

Pero, con todo, la clave de esta actuación tiene color verde: Rajoy ha prometido bonificar la compra de vehículos ecológicos, lo que se conocerá como Eco-prever. Los motores de hidrógeno recibirán un importante impulso y, de paso, se tratará de cumplir con el protocolo de Kioto, algo que la administración de Aznar ha tenido muy abandonado.

Donde sí obligarán a la industria es en el apartado de la seguridad infantil. Quieren que los autobuses escolares lleven cinturones de seguridad y que todos los niños utilicen en los coches los correspondientes sistemas de retención.

Además, el PP promete impulsar la investigación y el desarrollo como una política presupuestaria prioritaria, dando mayor presencia al sector privado. Sin embargo, Rajoy no quiere atender a la principal reivindicación de la industria: no habrá “desarme” fiscal para la compra de automóviles en España.

Uno de los puntos fuertes de la oferta popular es el de las infraestructuras. En esta ocasión, proponen la culminación del actual Plan de Infraestructuras del Transporte, que debería concluir en 2007 y, después, organizar un nuevo plan con el objetivo puesto en 2013.

<

p> Quieren adaptar el trazado de las autovías de primera generación a los estándares actuales y, por el otro lado del mapa, llevarán a término su programa de autopistas de peaje. La idea es que se pueda circunvalar España sin salir de las vías de gran capacidad.

AUTOPISTA TV
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...