Publicidad

Cómo poner vinilos en tu coche

Si finalmente has elegido la opción de colocar vinilos en tu vehículo para darle un toque diferente, estate atento a los siguientes pasos de todo el proceso, desde la elección del diseño hasta la misma colocación de cada una de las partes adhesivas que lucirá tanto la carrocería de tu coche como el interior.
-
Cómo poner vinilos en tu coche
Cómo poner vinilos en tu coche

Elegir el diseño que quieres para tu coche. En Vinelit, te aconsejan sobre los colores que se llevan, lo más demandado o cómo combinarlos. Además de decorar la carrocería exterior, también personalizan interiores. Por 180 euros puedes tener el interior de tu coche en un color diferente. Eso sí, siempre sobre superficie lisa, ya que si es rugosa, el vinilo necesita una imprimación que se aplica con brocha para que quede bien pegado. Este tipo de vinilo no es retráctil. Si lo despegas quedarán restos.

Lavar el coche. Es suficiente con hacerlo dos días antes de vinilar y puede hacerse en un túnel de lavado, a mano o como prefieras. Lo importante es que el coche esté bien seco para evitar que los posibles restos de agua entren en contacto con el vinilo y el pegamento pierda eficacia.

Vinelit cuenta con un total de 12 montadores (aplicadores autorizados oficiales de 3M). Para el trabajo que nos ocupa, serán necesarios dos montadores.

Buscar un lugar acondicionado. Aunque Vinelit cuenta con un taller, siempre procura llegar a un acuerdo con un concesionario oficial para realizar el trabajo. En este caso nos hemos desplazado al concesionario Renault Automoción Qualiauto, S.A. cuyo responsable de Marketing, Roberto González Espadas, nos ha facilitado un espacio para vinilar nuestro Renault Clio.

Material. Para «pintar» el coche se han calculado 15 metros de vinilo 3M azul y cinco metros de color blanco (para el techo y los espejos retrovisores).

Desmontar piezas. Los montadores comienzan a desmontar las piezas que se pueden desmontar y que facilitan el trabajo. Por ejemplo, las placas de la matrícula, las manillas de las puertas y los faros traseros.

Limpieza exhaustiva de la superficie. Es importante darle un nuevo repaso y eliminar restos de suciedad que puedan quedar.

Toca medir. Esta parte es importante porque el vinilo se coloca según la estructura del vehículo. No se pega como si fueran retales, sino que despliegan el vinilo a lo ancho y alto del vehículo. Por ello, deben calcular el número de partes del coche que van a vinilar y medir para realizarlo de una sola pieza.

Cortar cada una de las piezas. Después de medir hay que cortan cada una de las piezas necesarias de vinilo que van a utilizar.

Aplicación de los paños. Entre los dos montadores cubren con la superficie a tratar, despegan el papel del vinilo y lo colocan con mucho cuidado lo más estirado posible.

Moldeado. Con la decapadota de aire caliente ¾es como un secador de pelo¾ van moldeando el vinilo, y poco a poco con una espátula lo van repasando para que el pegamento del vinilo quede extendido de igual manera y en la misma cantidad. Este proceso, tan minucioso y lento, se realiza durante todo el proceso de aplicación de vinilos.

Corte y remate. Una vez pegado todo, cortan con un cúter el vinilo restante y los bordes los trabajan con una espátula para que no queden «puntas abiertas».

Montaje de la piezas. Una vez aplicados todos los paños, sólo queda volver a montar las piezas quitadas al principio y ¡listo!

Reposo. Vinelit aconseja no mover el vehículo durante unas horas. Y no lavarlo hasta pasadas 72 horas.

- Decora tu coche

Galería relacionada

Cómo pegar vinilos en tu coche