Todo Terreno: la caza de brujas

La práctica del 4x4 se está poniendo cada vez más difícil en nuestro país. La ley tiende a la prohibición y la lucha de los defensores del todo terreno se hace cada vez más cuesta arriba. Aquí encontrarás todo lo que necesitas saber para practicar tu hobby favorito de una forma segura. ¿Dónde se puede hacer? ¿En qué lugares está prohibido? ¿Cómo se encuentra la legalidad en esta materia en la actualidad?
-
Todo Terreno: la caza de brujas
Todo Terreno: la caza de brujas

El Proyecto de Real Decreto, que se redactó en enero del año pasado, tiene como principal objetivo preservar el mundo rural, que, según el Gobierno, se ha ido perdiendo por la práctica indiscriminada de actividades con vehículos de motor.

<

p>

Como expone el Ejecutivo, en España hay una red de más de 430.000 kilómetros de caminos rurales en los que, de aquí a unos años, se está observando una creciente intensidad circulatoria. Esta práctica tiene como consecuencia un deterioro del mundo rural y una merma en la seguridad vial. Según indican desde la Administración, en estas zonas se registran al año cerca de mil accidentes de circulación.

<

p>

En este documento se refleja como principales causas de este aumento de siniestralidad la falta de infraestructuras, la carencia de una señalización adecuada y el bajo número de efectivos vigilancia.

<

p>

Como ya hemos dicho anteriormente, este proyecto no ha sido puesto en práctica y, actualmente, está en suspenso, ya que, tanto las comunidades autónomas como las asociaciones de todo terreno presentaron a tiempo alegaciones en contra de la misma. Según nos confía Fernando Alfageme, director de AUTT (Asociación de Usuarios del Todo Terreno) , el Gobierno volverá a la carga con este asunto. De hecho, la gran baza de éste es que basan esta remodelación en la seguridad vial, una competencia que está por encima de la gestión de cada región al ser una prioridad estatal. Veremos cómo se desarrolla finalmente.

<

p>

Lo más curioso de este Proyecto de Ley es que, en la restricción de usos, señala claramente a los vehículos con tracción total. (Artículo 12. Punto 4)

<

p>

Queda prohibida la circulación de vehículos con tracción a las cuatro ruedas, cualquiera que sea la denominación que figure en su Tarjera de Inspección Técnica de Vehículos, por todas aquellas vías de la red viaria rural que no dispongan de pavimento de aglomerado asfáltico u hormigón, excepto en aquellos terrenos que se encuentren debidamente autorizados o señalizados.

En este punto del Real Decreto, quedan como excepción los vehículos destinados a actividades agrícolas, ganaderas y forestales, así como aquellos destinados a la seguridad (incluidos los militares), la vigilancia y emergencias.

<

p>

Por ahora, esta medida tan intolerante no se ha puesto en marcha, pero en caso de hacerlo no tendría mucho sentido. Esta ley restringe sólo a los 4x4, por lo que algunos vehículos como los quads (ya que se engloba en la categoría de vehículo agrario), por ejemplo, que contaminan mucho más que un todo terreno, sí estarían autorizados a circular por el entorno rural. Tampoco especifica sobre el papel nada respecto a los particulares… ¿Qué hará el propietario de una finca para acceder a su lugar de recreo? ¿Dejar el coche en la cuneta y recorrer andando todo el camino de tierra hasta su casa?

<

p>

En este proyecto de ley se detalla una tipología de caminos que puede convertirse en el vademécum del amante de los 4x4 para hacer frente a la legalidad de las distintas comunidades autónomas. Saber por dónde estamos circulando es esencial a la hora de saber si lo vamos a hacer legalmente o no.

<

p>

Lo que debes tener presente es que en muy pocos caminos de tierra especifican claramente que no se puede acceder con un vehículo de motor. La falta de información obliga a conocer la ley, por lo que más de un despistado se ha encontrado de improviso con una sanción por acceder a un camino no asfaltado. La multa no es precisamente pequeña: oscila entre 600 y 6.000 euros.

Caminos rurales: son aquellas vías que permiten el acceso a pequeños núcleos de población, a viviendas diseminadas, además de ofrecer la comunicación con otros núcleos de población rural de mayor entidad; dan servicio a las explotaciones agrícolas, ganaderas y forestales y facilitan el acceso a lugares de interés turístico, cultural o de entretenimiento en el medio rural. Existen tres tipos: principales, secundarios y terminales. Los primeros son los que salen de un núcleo poblacional o de una vía de categoría superior (carretera nacional, regional o comarcal); los segundos dan acceso a explotaciones y caminos de orden inferior, que normalmente llegan a lugares de interés turístico, y los terceros sólo dan acceso a explotaciones agrarias. Velocidades máximas: 50 km/h por los principales, 40 km/h para los secundarios y 30 km/h en el caso de los terminales.

<

p>

Caminos de servicios: son los que están destinados a facilitar las labores de mantenimiento, conservación y explotación de las diversas infraestructuras pertenecientes a las administraciones públicas. Son utilizadas por una colectividad indeterminada de usuarios en sus desplazamientos. Velocidad máxima: dependiendo del carácter del mismo, de 60 a 30 km/h.

<

p>

Pistas forestales: su misión es el cuidado, conservación y explotación de los montes y los bosques, así como la vigilancia de los mismos. También se encargan de facilitar el acceso para ejercer actividades cinegéticas (caza) y piscícolas (repoblar la fauna de ríos, estanques y lagos) en el medio rural. A grandes rasgos, y no atendiendo a la teoría escrita, las pistas forestales son aquellas que tienen entrada pero no salida, mientras que los caminos son aquellos en los que sí existe continuidad. Velocidad máxima: 30 km/h.

<

p>

Vías pecuarias: rutas por las que discurre el tránsito ganadero. De todas ellas, éstas son las únicas donde se prohíbe de forma expresa, excepto autorización expresa, la circulación de vehículos de motor. Velocidad máxima (siempre que indique que se puede circular por ellas): 30 km/h

<

p>

Es esencial no confundir ninguna de ellas, los caminos y las pistas suelen estar abiertos a la circulación, pero no las sendas, las vías pecuarias ni los cortafuegos. Sólo se podrá discurrir por aquellas zonas pecuarias que coinciden en un tramo por un camino o pista.

<

p>

Otra de las medidas que recoge el Real Decreto sobre el medio rural es la señalización, cuyo objetivo es mejorar la seguridad en estos tramos.

<

p>

Fijando un plazo de dos años desde el momento en que entre en vigencia esta ley, los ayuntamientos se verán obligados a determinar los caminos de su geografía y colocar la señalización adecuada en cada uno de ellos. Éstas deberán ir ubicadas en el inicio y salida de cada camino y en ellas se tendrá que especificar el tipo de vía y la velocidad máxima permitida, además de las especificaciones y peligros propios de cada camino.

<

p>

A pesar de que se exponga claramente que los materiales usados para dichas señales deben ser naturales e ir acordes con el medio en el que están ubicados, si hablamos de conservación del medio rural, no es muy estético llenar estos caminos de señales. Otra incongruencia más, pero que existe.

<

p>

Independientemente de que estemos de acuerdo o no con lo que se indica en las señales, debes respetarlas sin excepción.

<

p>

Circular en grupo está, a priori, prohibido por ley sin haber obtenido un permiso para este fin. Se considera grupo a la caravana de vehículos formada por más de tres a cinco coches (dependiendo de la zona o Comunidad Autónoma). Es importante señalar que, en la mayoría de regiones, superar este número implica la necesidad de solicitar dicho permiso.

<

p>

Éstos se obtienen en los ayuntamientos, o en el ministerio de Medio Ambiente, excepto en las reservas naturales, donde tienes que dirigirte directamente a la dirección de la reserva (hay algunas que están bien acondicionadas y permiten recorrerlas por algunos tramos con vehículos de tracción mecánica). El problema es que los permisos se tienen que pedir, en la mayoría de los casos, con un mínimo de un mes de antelación, lo que implica una planificación mayor.

<

p>

No obstante, circular de forma libre (se entiende que en los lugares en los que no está prohibido) no suele precisar la solicitud de un permiso. Si decides salir solo con tu vehículo y tu familia, no hay problema. En cambio, si has quedado con unos amigos para recorrer el entorno rural, recuerda que nunca deben ser más de cuatro o cinco vehículos y que siempre se debe mantener una distancia de 30 minutos de tiempo entre cada uno de ellos.

<

p>

"Sigue leyendo..."

- Legalidad
- Ecología y 4x4
Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...