Seat: ser generalista, la salvación

Seat quiere volver a convertirse en una marca generalista y así lo está demandando ante su “jefe” Volkswagen. De lograrlo, en los próximos años veremos muchos más modelos de la marca española en nuestras carreteras.
-
Seat: ser generalista, la salvación
Seat: ser generalista, la salvación

Estas semanas van a ser vitales para el futuro de Seat. Según el diario Expansión, los directivos de la marca se encuentran en Wolfsburg, la sede en Alemania de Volkswagen –la multinacional a la que pertenecen-, para discutir con los máximos responsables de la automovilística el papel futuro de la compañía española.

Los altos ejecutivos de Seat quieren que la española vuelva a ser una marca de gran consumo, totalmente generalista, y, con ello, dejar de lado la política estratégica de los últimos años, que perseguía convertir a la firma en una marca deportiva de clientela exclusiva.

Este posicionamiento táctico no ha dado los resultados esperados y ha provocado un descenso continuo de las ventas en los últimos años y una crisis que se saldó con el despido de 1.000 empleados y pérdidas cercanas a los 62 millones de euros.

Seat quiere olvidar esta época y por ello va a solicitar a Volkswagen poder producir una gama más rica de modelos y competir cara a cara con firmas realmente generalistas, como Citroën, Ford o Renault. Así, se quiere recuperar al Arosa, el utilitario más pequeño de la marca, y una nueva furgoneta similar a la Inca.

No obstante, aquí no quedan las “peticiones” de Seat, pues se ha consultado a Volkswagen la posibilidad de fabricar otros tres modelos: un todo terreno de carácter deportivo, una variante larga del León o una berlina de representación que estaría basada en el actual Passat. La llegada de estos nuevos vehículos es más complicada, pues las tras marcas hermanas de Seat, Skoda, VW y Audi, ya cuentan con modelos similares y en la política del consorcio no se ve con buenos ojos el posible solapamiento de oferta.

<

p> Repecto al posible nuevo TT, la marca tiene ya registrados unos cuantos nombres que podrían encajar perfectamente. Las denominaciones Sport Break, Sportourer, Crossrieder y X-Track han sido desechadas para la versión larga del Altea, denominada XL, por lo que no sería descabellado pensar que podrían dar nombre al próximo 4x4 de la automovilística española.

Aunque se quiere volver a ser una firma generalista, no se va abandonar el toque deportivo ni en el carácter ni en el diseño.

Los altos cargos de Seat, comandados por su presidente, Andreas Schleef, están intentando demostrar que la marca española tiene futuro y, para ello, ponen sobre la mesa los buenos resultados cosechados en los últimos meses.

El nuevo equipo comercial de la compañía, encabezado por el italiano Giuseppe Tartagione, ha logrado un incremento de las ventas en varios de los mercados más importantes de Europa, como Alemania (un ocho por ciento más), Reino Unido (+15 por ciento), Italia (+20 por ciento) y, por supuesto, España (un seis por ciento más).

Además, Seat está desarrollando un plan para la conquista de nuevos mercados, entre los que se incluyen Ucrania, Rusia, Estonia, Lituania, Sudáfrica y diversos países sudamericanos.

Te recomendamos

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

Las capacidades dinámicas del nuevo VW Touareg lo convierten en un poderoso rodador, ...