Rallies baratos

Cuando el nuevo Peugeot 206 XS 110 esté preparado, disputará la primera prueba de su calendario (prevista en un principio para el día 9 de junio, fecha del Rally Villa de Llanes), con lo que todas las copas de promoción existentes en España estarán en activo. El Desafío Peugeot-Esso 2001 es sólo una de las maneras de iniciarse en la competición automovilística sin arruinarse.
Autopista -
Rallies baratos

Cuando a cualquier persona se le pasa por la cabeza competir en rallies, antes de pensar si tiene o no aptitudes, qué casco comprar o a quién elegirá como copiloto, debe sacar la calculadora y ponerse a sumar, pues el desembolso económico dejará asustado a más de uno.

Aunque parezca extraño, el coche es lo de menos. Hay multitud de factores que hay que tener en cuenta: desplazamientos, entrenamientos, inscripciones, hoteles, monos, cascos, intercomunicadores, seguro del vehículo, piezas de recambio, equipo de asistencia... todo esto sin contar con las reparaciones que haya que hacer. Aquí no vale pensar "yo no me voy a salir" o "si sólo es un abolloncito, ya lo arreglaré", pues siempre existen piedras que saltan y pueden dañar la carrocería o algún elemento mecánico y hay fórmulas de promoción (como la Copa Seat Ibiza de asfalto) que obligan a sus participantes a tomar la salida del rally con el coche en perfecto estado. Pero no todo es tan difícil.

Para allanar un poco este camino hacia la competición, varias marcas ponen cada año en funcionamiento la fórmula de las copas de promoción. Así, el piloto obtiene unas ayudas económicas al comprar el coche y el kit de competición (equipo de extinción de incendios, baquets, arneses...). éste puede estar fijado por la organización o dejar cierta libertad a los participantes para que cada uno elija los elementos que utilizará. A cambio, el participante se compromete a salir en un determinado número de carreras, a utilizar el modelo designado por la firma y a llevar la publicidad exigida por el reglamento.

Cada copa establecerá una serie de premios económicos por carrera y un sistema de puntuación, además de las gratificaciones al final de la temporada: dotar al ganador de la posibilidad de seguir corriendo en la siguiente temporada con un coche superior o una determinada cantidad de dinero son las opciones más usuales.

El sistema más utilizado para determinar las fechas en las que se celebrarán las carreras es elegir de 5 a 8 rallies del campeonato nacional en los que tomarán parte los pilotos pertenecientes a esa copa o trofeo. Esta es la fórmula utilizada por la Copa Ibiza , Trofeo Citroën de Rallies o el Reto Ka, aunque las dos primeras suelen incluir también alguna carrera perteneciente a certámenes regionales. Sin embargo, la Copa Fiat Punto ha elegido otro método, organizando la competición de manera territorial y premiando después a los tres mejores clasificados de cada demarcación. En este caso, las carreras no son de carácter nacional, sino regional.

Por último, la más antigua de las copas de promoción, el Desafío Peugeot-Esso , y la Copa Clio Renault Sport de Rallies optan por una combinación de los dos procedimientos: la marca del león competirá este año con el nuevo 206 XS 110 en las competiciones nacionales, mientras que los trofeos regionales seguirán conservando el Peugeot 106. Renault, por su parte, utilizará el mismo vehículo en los dos campeonatos.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel realizan durante los ...

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...