Publicidad

El sector confía en un nuevo Plan Prever

El presidente de la federación española de asociaciones de concesionarios de vehículos, Faconauto, Antonio Romero, se ha mostrado hoy "absolutamente convencido" de que el nuevo Gobierno aprobará ayudas directas a los particulares para la compra de vehículos.
-
El sector confía en un nuevo Plan Prever
El sector confía en un nuevo Plan Prever

Durante el XXVI Encuentro del Sector de la Automoción que se celebra en Barcelona, Romero ha señalado que las ayudas alcanzarán también a los fabricantes de vehículos, con el objetivo último de permitir la recuperación económica de un sector que ha resultado muy afectado por la crisis.

La brusca caída de la demanda de vehículos en España ha obligado a cerrar centenares de concesionarios, que han perdido ya 40.000 puestos de trabajo desde el inicio de la crisis.

Romero, que ha augurado que para cuando salgamos de la crisis se habrán perdido 50.000 empleos en la red de distribución, ha expresado su confianza en que el nuevo ejecutivo que presidirá Mariano Rajoy dé luz verde a este nuevo plan renove entre sus primeras medidas.

Los concesionarios han pedido al PP que el plan esté basado en ayudas directas a la compra y han justificado esta medida en el éxito del último plan de renovación del parque de automóviles, impulsado por el gobierno socialista y que generó 1.000 millones de euros de ingresos para el Estado, al venderse 313.800 unidades.

"Por cada cien coches que se venden se crea un puesto de trabajo", ha subrayado Romero, para poner en evidencia los beneficios de este plan para la generación de empleo.

Según Faconauto, el nuevo Gobierno del PP asumirá su propuesta de que las ayudas a las fábricas de automóviles se condicionen a que la compañía que las reciba no saque el dinero fuera de España y a que el Estado adelante estos recursos "a cambio de acciones de las empresas" que luego serán retornadas, como ha hecho Francia.

En el ámbito de la automoción, los concesionarios están también convencidos de que el nuevo Gobierno ofrecerá ayudas a los coches eléctricos más proporcionadas a sus ventas reales y que aprobará la nueva ley de distribución comercial, que dará más seguridad jurídica a estos establecimientos.

Romero ha dibujado un escenario en el que los concesionarios españoles, como consecuencia de la caída de las ventas, están "muertos, zombies, en coma o tuertos".