Y la peor carretera del mundo está en…

Hay una carretera que, en sus apenas 1,9 kilómetros, contiene los tramos más infames y en peores condiciones que pueda encontrarse cualquier coche.
Luis Miguel Vitoria.

Twitter: @luismivitoria -

Y la peor carretera del mundo está en…
Y la peor carretera del mundo está en…

Los baches más profundos, los más criminales, esos que son capaces de marcar el resto de la vida de un coche tras pasar sobre ellos, han sido escogidos a lo largo de 25 países distintos y analizados cuidadosamente y reproducidos meticulosamente, como si de auténticas obras de arte se tratase, en un único tramo de carretera de algo menos de dos kilómetros. 

Según un estudio del Royal Automobile Club del Reino Unido, el año pasado sus asistencias hicieron más de 25.000 salidas relacionadas con averías o desperfectos producidos por los baches, lo que supone un incremento de un 25 por ciento respecto a 2014, y Ford ha recogido la preocupación creando una pista de pruebas en Lommel (Bélgica). Su asfalto viene a ser el Louvre o el Prado de los asfaltos más infames, esos que cada vez abundan más por la falta de inversión en mantenimiento de las carreteras europeas y que intervienen, en casi un tercio de los accidentes que se producen anualmente; más aún cuando cada vez se imponen más las llantas de grandes diámetros y los perfiles de ruedas reducidos.

Esta diabólica carretera forma parte de un circuito de pruebas de  80 kilómetros que también dispone de zonas de alta velocidad, baños de sal y barro. Incluye baches, cuidadosamente seleccionados, de Alemania, Austria, Francia, Italia, Reino Unido, Rusia, Suiza, Australia y, por supuestos, de América y Asia. No faltan tampoco entre esta selección mundial baches «made in Spain» que, quien sabe, quizá estos de España estén entre los más afamados de esta pista belga. 

La razón de su existencia es, obviamente, hacer mejores los coches de Ford. Ayudando a los ingenieros a crear chasis más robustos o desarrollar innovaciones que permitan soportar mejor las peores carreteras, Ford espera que sus clientes se vean beneficiados del uso de la pista.

Empleando sensores semejantes a los que usan los sismólogos para el estudio de los terremotos es posible registrar las cargas y tensiones que se producen al paso de los baches. Para ello se sobrepasan a velocidades de hasta 70 km/h. Junto a los baches, pueden encontrarse zonas de pavés belgas, adoquines franceses y badenes brasileños. 

Todos los coches que Ford comercializa pasan la prueba de Lommel y, de hecho, distintas unidades de la Ford Transit pasaron a lo largo del circuito más de 5.000 veces, respondiendo así al régimen de pruebas que simula un uso de diez años en un período de sólo seis meses. 

Así que ya sabes, si te quejas de los baches que habitualmente encuentras en tus recorridos, quizá deberías darte una vueltecita por la pista de Ford en Bélgica. Quizá, tras pasar por ella, las carreteras por las que habitualmente circulas te parezca que tienen un asfaltado sublime. 

También te puede interesar

- Así es el tramo de carretera más peligroso de España

- Las carreteras más peligrosas en España, según EuroRAP

- Científicamente, ésta es la mejor carretera del mundo

- San José-Cabo de Gata, ¿la mejor carretera de España para conducir?

 

 

Te recomendamos

Con un diseño deportivo, el mayor espacio de su clase, los motores con menor consumo ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

El fabricante japonés sigue buscando los límites de su compacto y parece no hallarle ...