El nuevo modelo de Movilidad: si China ya prefiere compartir coche que comprar…

Analistas, expertos y las marcas de coches empiezan a temblar ante la situación que se está dando en China. Las ventas de coches bajan y los chinos empiezan a decantarse por el coche compartido.
Adrián Lois.

Twitter: loisSr_motor -

El nuevo modelo de Movilidad: si China ya prefiere compartir coche que comprar…
El nuevo modelo de Movilidad: si China ya prefiere compartir coche que comprar…

Napoleón dejó muchas cosas para la historia, como esa frase que dice que “Cuando China estornuda, el resto del mundo se resfría”. Algo así podría pasar en el sector automovilístico, en el que el mercado chino lleva años siendo uno de los puntos de mira principales de los fabricantes de todo el planeta.

Publicidad

Ahora bien, las nuevas tendencias en la sociedad y en la cultura automovilística nos están llevando en dirección hacia el coche compartido. Tenemos el ejemplo aquí en España: cada vez vemos más coches aparcados en las calles de las grandes ciudades que pueden ser compartidos entre los usuarios de diferentes empresas (en Madrid se cuentan ya 4), y cada vez es más popular el uso de la aplicación BlaBlaCar para compartir gastos en trayectos largos.

En China, país con el mayor número de población total (más de 1,3 millones de personas), no iba a ser menos a estas tendencias. Las prioridades de los más jóvenes también cambian, y ya no ven el coche como un sueño o algo a lo que aspirar, sino un servicio más a utilizar. Y eso es algo que vemos también aquí en Europa.

El nuevo modelo de Movilidad: si China ya prefiere compartir coche que comprar…

El nuevo modelo de Movilidad: si China ya prefiere compartir coche que comprar…

Las ventas de coches en China, a la baja

Todo esto viene acompañado al descenso protagonizado en las ventas de coches en el mercado chino en el pasado 2018: por primera vez en los últimos 20 años, las matriculaciones de coches nuevos han bajado allí, y las previsiones son también a la baja.

Y eso hace temblar a las marcas. Éstas llevan años dirigiendo muchos esfuerzos y recursos al país asiático, creando infraestructuras propias en suelo chino, llevando vehículos específicos para venderse allí (sobre todo, de lujo) y realizando acuerdos con empresas locales para no perder parte del pastel automovilístico.

Publicidad

Según los últimos análisis, China lidera la economía de intercambio, y no sólo nos referimos al sector del automóvil. Se apunta a que las marcas de coches chinas más importantes verán su valor reducido en los próximos años, así como las empresas occidentales con acuerdos con aquellas. Mientras, la apuesta por la fabricación de coches eléctricos y de baterías, de cara a reducir las emisiones contaminantes en el país, también es firme.

Publicidad
Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...