Publicidad

Nissan Leaf y GM Volt, la gran batalla

El consejero delegado de Nissan, Carlos Ghosn, cree que los vehículos eléctricos llegarán al 10 por ciento del mercado global para 2020 y pronostica una gran batalla entre el Leaf, que fabrica su empresa, y el Volt de General Motors.
-
Nissan Leaf y GM Volt, la gran batalla
Nissan Leaf y GM Volt, la gran batalla

Sin embargo, no le da miedo su competidor estadounidense: ‘Hoy alguien me preguntó qué diferencia hay (entre los dos) y le contesté: el Leaf es un vehículo eléctrico, ésa es la diferencia’, explica Ghosn en unas declaraciones al diario Financial Times.

Aunque la mayoría de los ejecutivos del sector creen que los automóviles exclusivamente eléctricos seguirán siendo un pequeño nicho del mercado en años venideros, Ghosn cree que el mundo camina en esa dirección.

‘Todos los demás comenzaron con un 0,1 por ciento del mercado, un 0,5 por ciento, luego un 1 por ciento, un 2 por ciento, un 3 por ciento, está subiendo, y las últimas estadísticas del Boston Consulting Group hablan de un 7 por ciento, así que vamos hacia el 10 por ciento’, señala el ejecutivo.

La gran diferencia es que nosotros hemos invertido 5.000 millones de dólares para que ocurra. Así que cuando decimos algo, vamos a tener que ser muy consistentes porque nuestros inversores quieren saber qué hacemos con el dinero’, agrega.

Ghosn dice que ha sabido ‘desde el principio que sería necesaria la cooperación entre el sector público y el privado’. ‘Creíamos que nos costaría mucho convencer al sector público de que debía apoyar el vehículo eléctrico. Pero infravaloramos el interés que tendría el sector público’, dice el consejero delegado de Nissan.

En lugar de tener que convencer a los gobiernos de las ventajas del Leaf, Ghosn indica que se ha encontrado con que los países competían entre sí para ofrecer apoyo a los vehículos eléctricos y atraer inversiones en plantas en las que fabricar las baterías, y explica que ese apoyo se ha mantenido pese a la crisis.

Así, el Gobierno británico no ha disminuido nada esa ayuda pese a que ‘se ha tomado muy en serio los recortes, nos dijeron que se mantendría (el apoyo) porque se trata de nuevas tecnologías y del medio ambiente’. Nissan está construyendo una fábrica de baterías que suponen 200 puestos de trabajo en Sunderland (noreste de Inglaterra), y la planta que tiene en Tennessee (EEUU) se beneficia de un préstamo de 1.400 millones de dólares de las autoridades de ese país. Las ventas tanto del Leaf como del Volt se beneficiarán al mismo tiempo de una desgravación fiscal de 7.500 dólares.

Ghosn, que está también al frente de Renault, declara al periódico que proyecta llevar la mayor parte de su producción a los mercados del dólar o vinculados a la moneda estadounidense, como China, para protegerse de la volatilidad de las monedas.

Según el ejecutivo, se trata de corregir el ‘gran desequilibrio’ tanto en costos como en ingresos que se deriva de la producción de automóviles en Japón para su posterior venta en EEUU y las economías asiáticas vinculadas al dólar. El dólar ha perdido un 10 por ciento de su valor frente al yen en lo que va de año.

Ghosn compara la posición de Renault, que está más o menos equilibrada en cuanto a costos y ventas, con Nissan, que se resiente fuertemente del desequilibrio entre el yen y el dólar.