Nace un nuevo sistema de frenado

Mercedes-Benz ha presentado como, novedad mundial, un sistema de frenado que actúa, si fuese necesario, sin la intervención del conductor. Si finalmente hay choque, este sistema reduce el impacto en un 40 por ciento.
Autopista -
Nace un nuevo sistema de frenado
Nace un nuevo sistema de frenado

La compañía Mercedes-Benz sacará a la venta, a partir del próximo otoño, un sistema de frenado pionero en el mercado automovilístico. Este dispositivo se llamará “pre-safe” y va un paso más allá de los sistemas de frenado conocidos.

Primero surgió el sistema Distronic, un control selectivo de la velocidad de crucero que permitía guardar la distancia con el coche de adelante.

Después apareció el Distronic Plus, un perfeccionamiento del sistema anterior que, gracias al uso de radares y al sistema Bas Plus (advertencia visual y acústica) podía detener el coche, dentro de ciertos límites.

Ahora, ha llegado el “Pre-Safe”, un sistema que frena el vehículo, parcialmente y de forma automática, cuando el coche se aproxima a un obstáculo, incluso si el conductor, después de haber recibido la señal de advertencia no ha reaccionado con el freno.

Este sistema utiliza radares de doble frecuencia, que pueden llevar la nueva clase S y el nuevo coupé CL. La frenada no es a fondo, sino que se produce una desaceleración equivalente a usar un 40 por ciento de la fuerza máxima de frenado. Una vez alertado por las señales visuales y acústicas, el conductor puede pisar el freno, pero si no lo hace, el sistema “pre-safe” se activará automáticamente. En cualquier caso, si se produce una colisión, la severidad del impacto se reduce un 40 por ciento y, con ello, se reduce la gravedad de las lesiones de los ocupantes.

Si finalmente no se produce el choque, los elementos pueden volver a ser utilizados con total normalidad y regresar a su situación inicial.

El sistema de Mercedes, denominado Pre-Safe, data de 2002, año en el que se incluyó como opción en un vehículo de calle, el Clase S. Este dispositivo activa una serie de medidas preventivas para minimizar los daños ante un posible accidente. De esa manera, el Pre-Safe utiliza la información recibida de los sensores del control de estabilidad y del servofreno de emergencia, que son capaces de reconocer situaciones críticas, y actúa en consecuencia: cierra el techo solar, posiciona de forma correcta los respaldos de los asientos y tensa los cinturones, entre otras acciones.

Mercedes Benz ha realizado, durante semanas, múltiples pruebas con este nuevo sistema en Alemania y EE.UU. Todas las pruebas simulaban colisiones por alcance. El resultado ha puesto de manifiesto que el frenado “Pre-Safe” aumenta notablemente la seguridad en situaciones normales de tráfico y disminuyen casi a la mitad la agresión de un impacto inevitable.

¿Haces uso de las tecnologías de frenado? Opina en nuestro foro sobre nuevas tecnologías.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Hamilton pilotó la Yamaha de Rossi y Valentino condujo el Mercedes de Lewis...

Una historia de amor de ida y vuelta a bordo de un MINI....

Por espacio y tecnología, el MINI Countryman se establece como una de las opciones má...

No es una afirmación gratuita, sino el resultado de un estudio del INSIA, uno de los ...

Por la ciudad, a la montaña, de viaje, solo, en pareja o en familia... pero siempre d...

Con las proporciones más deportivas y el dinamismo de conducción de un turismo, pero ...