La movilidad entre cuatro paredes

El automóvil significa, desde la raíz de su propio nombre, movimiento, desplazamiento, aceleración, circulación… Por ello, parece que un montón de cacharros dispuestos uno tras otro y ¡parados! entre cuatro paredes tiene poco fundamento.
Autopista -
La movilidad entre cuatro paredes

La bota europea acoge dentro de sus fronteras numerosos museos del automóvil, las exposiciones dedicadas a las prestigiosas marcas italianas, Ferrari, Maserati o Fiat, pueblan sus tierras. Una de las exposiciones más importantes es el Museo del Automóvil, una colección comenzada por Carlo Biscaretti de Ruffio que cuenta con ciento setenta modelos expuestos. Según sus representantes, se trata de una de las colecciones más grandes de Europa y cuenta con impresionantes modelos como un Rolls Royce de 50 CV del año 1914, que procede de Gran Bretaña, con un motor de 6 cilindros y una cilindrada de 7.428 centímetros cúbicos, pero lo más importante de la colección de Biscaretti de Ruffio son las representaciones de “la tierra”: un Fiat de 4 CV, un Alfa Romeo modelo Disco Volante, un Ferrari 312 T5… La muestra fue inaugurada en los años 60 y, entre sus miembros fundadores, se encontraba el Club de Automovilismo de Turín, ciudad donde está ubicada.

Otro museo que cabe señalar dentro de este país mediterráneo es el consagrado a Luigi Bonfanti, una figura histórica dentro del automovilismo italiano. El museo está ubicado en la localidad de Bassano (al norte del país) y, gracias a la colaboración de numerosas firmas y asociaciones relacionadas con el mundo del motor, ha sido incluido recientemente entre los museos del automóvil reconocidos por la Federación Internacional de Automovilismo. La importancia de esta muestra es la cooperación que en la actualidad lleva a cabo con el Museo Carlo Biscaretti y los fondos documentales informatizados de que dispone y que están al servicio del público.

Uno de los museos de automóvil más conocidos de las Islas Británicas es el Cars of Stars. Se trata de una muestra que recoge los vehículos más famosos utilizados en el mundo del celuloide y de la pequeña pantalla. Ubicado en Cumbria (Inglaterra) cuenta con una magnífica y amplia colección de los coches del agente secreto James Bond: un Aston Martin V8, un Ford Mustang de 1971, un Renault 11, entre un larguísimo etcétera. En sus exposiciones se puede encontrar también el vetusto coche de Chitty Chitty Bang Bang, el automóvil en que los Monsters se desplazaban, el Volvo P1800 en que “El Santo” desarrollaba su labor detectivesca, el conocido por las últimas generaciones KITT, que conducía Michael Knight, o la furgoneta negra con una franja roja del Equipo A. Todos estos automóviles y alguno más, como el Mini de Mr. Bean, se dan cita en este singular museo.

Skoda dispone de un museo monomarca, que durante el pasado año recibió, nada más y nada menos, que la visita de 95.000 personas. La exposición, que está ubicada en la ciudad checa de Mladá Boleslav, acaba de completar, la semana pasada, su colección de vehículos. A los responsables de la exposición permanente les faltaba una limusina blindada que fue utilizada por dirigentes políticos del bloque socialista en los años 50. La nueva habitante del Museo Skoda-Auto este vehículo, que alcanza una velocidad máxima de 130 kilómetros por hora, que pesa cuatro toneladas y que equipa un motor capaz de consumir entre 35 y 45 litros de gasolina a los 100 kilómetros.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel realizan durante los ...

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...