Los españoles no respetan los límites de velocidad

El Real Automóvil Club de Cataluña ha realizado un macroestudio en el que demuestra que los españoles no respetan los límites de velocidad. No es el único “pecado capital” que cometen los conductores en nuestro país.
-
Los españoles no respetan los límites de velocidad
Los españoles no respetan los límites de velocidad

“Los conductores españoles suspenden respecto a los límites de velocidad”. El Real Automóvil Club de Cataluña (RACC) y el Instituto Universitario de Tráfico y Seguridad Vial (Intras) no pueden ser más rotundos. Según un estudio basado en el análisis del comportamiento de 4.500 conductores, conducir por encima de la velocidad que marca la ley es algo muy común entre los conductores españoles.

Los expertos del Intras aseguran no tener muy claro el por qué de esta actitud. Para el responsable de este instituto, Luis Montoro, la velocidad es un valor social muy difícil de abordar.

Los expertos del Intras aseguran no tener muy claro el por qué de esta actitud. Para el responsable de este instituto, Luis Montoro, la velocidad es un valor social muy difícil de abordar.

Las conclusiones definitivas se darán a conocer en otoño, pero ya han esbozado lo que podríamos denominar los 10 pecados capitales de los conductores españoles. Los tres primeros están relacionados estrechamente con la velocidad.

  1. No se hace caso de los límites de velocidad en la autopista.
    2. Se pasa por alto los límites de velocidad a fin de seguir el flujo del tráfico.
    3. Al mirar el velocímetro se descubre, sin darse cuenta, que se está viajando a una velocidad superior al límite legal.
    4. Se realizan estacionamientos breves en zonas que están prohibidas con el fin de hacer un recado o gestión.
    5. Se planifican mal los viajes o trayectos y, como consecuencia, no se evitan los atascos.
    6. Se conduce a más velocidad de la permitida a altas horas de la noche o de madrugada.
    7. En las intersecciones no reguladas se cede el paso a vehículos que proceden de la izquierda cuando no tienen preferencia.
    8. Nos equivocamos en la salida de las rotondas por no leer correctamente la señalización.
    9. Se abusa de la bocina para expresar el enfado.
    10. Nos olvidamos con frecuencia del lugar donde hemos dejado estacionado el coche.

Bajo el lema, "aunque usted pueda, España no puede", nuestro país adoptaba en 1973 los límites de velocidad en las carreteras. Los conductores debían adaptar su marcha a la de la economía (la crisis del petróleo azotaba Occidente y el Gobierno quería racionalizar el uso de combustible). Con la llegada de las autopistas -en 1980-, se permitió los 120 km/h para dichas vías (y, 12 años después, se instauraba también esta velocidad en las autovías).

Desde entonces, España sigue a piñón fijo rodando a 120 km/h. En ese tiempo, los coches han cambiado vertiginosamente y las carreteras también, pero la DGT ha decidido mantener los límites.

¿Por qué?

<

p>

Expertos en Seguridad Vial, conductores profesionales, asociaciones de automovilistas, los técnicos de la DGT... Hemos preguntado a todos los implicados sobre los límites de velocidad que rigen en España. ¿Son obsoletos?

No te pierdas nuestro reportaje.
AUTOPISTA TV
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...