¿Cómo prueba el Ejército sus coches?

El Aníbal o el Vamp TL. En estos momentos, se decide cuál será el todo terreno que llevarán nuestras tropas. Te contamos cómo son, dónde se fabrican y qué se espera de estos TT de combate.
-
¿Cómo prueba el Ejército sus coches?
¿Cómo prueba el Ejército sus coches?

El Ministerio de Defensa también prueba coches. En la actualidad, y en concreto, realiza una exhaustiva comparativa entre dos todo terrenos: el Aníbal y el Vamp TL. Ambos modelos optan por convertirse en el tt oficial del Ejército, una decisión que va más allá de lo patriótico, ya que supondrá una importante inyección económica para sus factorías.

El primero de ellos, el Aníbal, se fabrica en la planta que Santana posee en Linares (Jaén). No sólo su tradición militar le viene por el nombre (bautizado como el general cartaginés), sino que se trata de una reedición actualizada del mítico Santana español, un modelo que, a partir de los años 50, permitió movilizar a las tropas del Ejército Español.

<

p>El Aníbal está equipado con un motor de origen Iveco de 2,8 litros de cubicaje y cuatro cilindros. Rinde 125 CV de potencia y pesa 2.500 kilos.

<

p>Cuando comenzó su fabricación, se presentó como “el salvador de la fábrica de Linares”, ya que la planta sufría en esos momentos importantes expedientes de regulación de empleo.

El Vamp TL es menos conocido fuera de los círculos militares. Sin embargo, la empresa que lo fabrica, Urovesa, se ha consolidado gracias a estos concursos. Esta compañía gallega (tiene una planta situada en Santiago) dedica en la actualidad un tercio de sus ventas al Ejército.

Urovesa da empleo directo a 150 trabajadores y, de forma indirecta, a más de 400. Si gana la adjudicación, multiplicará por seis su producción, ampliará sus instalaciones y ofrecerá más puestos de trabajo en la región.

El Vamp TL es un vehículo ligero, algo menor en tamaño que los que tradicionalmente ha montado Urovesa. Monta un motor inyección directa Diesel, de 116 caballos y 16 válvulas; además, cuenta con tracción total permanente y lleva bloqueos diferenciales en los dos ejes, que le permiten una gran movilidad.

<

p>

En la actualidad, los profesionales del Ejército someten a ambos modelos a unas duras pruebas en el Pirineo Aragonés. Estos vehículos tienen que cumplir unas condiciones muy especiales:

Ser capaces de transportar más de 1.000 kilos de carga.
Debe conducirse por cualquier terreno y bajo cualquier condición meteorológica.
Además, debe ser sencillo de conducir y de mantener y, por si fuera poco, que se pueda aerotransportar en los aviones del Ejército (el Hércules C-130 y el A 400 M).

<

p>

<

p>

Los tt de combate
Estos todo terreno no son sólo para el ejército. En Estados Unidos causan furor entre los conductores. Tras el 11S, esta fiebre se ha desatado: pocos son los que no tienen un tt de combate en su garaje.

Galería relacionada

Concurso ejército

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...