Los radares en los túneles ya son una realidad

La compañía española EYP-SCAP ha desarrollado un nuevo sistema de radar que permite la detección de infracciones de tráfico cometidas dentro de los túneles.
-
Los radares en los túneles ya son una realidad
Los radares en los túneles ya son una realidad

Este software identifica automáticamente y en tiempo real el vehículo, su matrícula, la velocidad que lleva y la distancia que le separa del vehículo precedente. Estas informaciones se dan a conocer al conductor infractor a través de unos paneles informativos, colocados a una distancia adecuada.

El sistema, denominado RAI 2002, es capaz de imponer sanciones de forma automática e inmediata a los conductores que sobrepasen los límites de velocidad establecidos. Según defiende la compañía, tal es la fiabilidad y precisión del sistema, que es capaz de emitir infracciones sin que sea necesaria la presencia de un agente.

RAI 2002 garantiza, a su vez, la privacidad de los datos obtenidos y la seguridad en la transmisión a través de la red de área local interior del túnel.

El funcionamiento de esta tecnología es sencillo: un radar Doppler, colocado en el techo de los túneles o puentes de la carretera, mide la velocidad del vehículo y la transmite a un PC. Cuando ésta supera un valor fijado (por ejemplo, 80 km/h) se genera una señal de disparo que activa las cámaras Estas capturan una imagen del vehículo en color y otra detallada de la matrícula. Estos datos son enviados a un PC industrial para contrastarlos. Al mismo tiempo que se lleva a cabo este proceso, las medidas de velocidad del vehículo y su distancia con el automóvil precedente se muestran a través de unos paneles numéricos.

El sistema desarrollado por EYP-SCAP está homologado por el Centro Español de Metrología y por la Comunidad de Madrid para la medición de velocidad, y certificado por el Laboratorio de Metrología y Metrotecnia de la Escuela Superior de Ingenieros Industriales de la Universidad Politécnica de Madrid para la medida de distancia entre vehículos.

En opinión de la compañía, esta tecnología está enfocada a mejorar la seguridad vial en las carreteras, puesto que la velocidad excesiva y la transgresión de las distancias mínimas de seguridad en los túneles son las principales causas de los accidentes de tráfico producidos en el interior de estos pasos.

  • Un ordenador industrial para tratar las señales recogidas de los instrumentos y para presentar dicha información.
  • Un procesador de vídeo para cuatro cámaras monocromo o color.
  • Dos sensores de radar Doppler.
  • Dos cámaras de infrarrojos capaces de tomar fotos de la matrícula del vehículo.
  • Dos paneles numéricos para presentar las medidas obtenidas.
  • Con este equipo se puede controlar las infracciones de dos carriles con circulación en el mismo sentido o en el opuesto.
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...