Ford: más y más lanzamientos

La marca estadounidense juega en casa y aprovecha la conyuntura para presentar lo que será su nuevo buque insignia, el Five Hundred; además de un todo terreno ligero, el Freestyle, y la versión 2005 del mítico Mustang. Ford continúa con su agresiva estrategia de lanzamiento de productos y buen escaparate para ello es el Salón de Detroit. Cuando avance el año, podremos ver el el GT Supercar, pero será en otras muestras automovilísticas.
Autopista -
Ford: más y más lanzamientos
Ford: más y más lanzamientos

Una de las estrellas de Ford en Detroit es, sin duda, el Five Hundred, una berlina que, por el momento, sólo se pondrá a la venta en el mercado norteamericano. Tres son las características más destacadas de este vehículo: versatilidad, confort y seguridad de conducción.

En principio dispondrá del potente motor Duratec V6 de 3 litros de cilindrada y que desarrolla una potencia de 226 CV y que conocemos porque lo monta el Monde ST220 en Europa. Asociadas al potente propulsor estarán disponibles dos cajas de cambio automáticas, una de variador continuo y otra convencional de seis velocidades. La berlina podrá equipar, de manera opcional, la tracción a las cuatro ruedas y de serie el sistema de seguridad Safety Canopy, que protege más en caso de impacto lateral o de vuelco.

Una de las características diferenciadoras de este nuevo Five Hundred es la posición de conducción, más elevada que en el resto de berlinas del segmento. Según los responsables de la marca del óvalo, esta posición –hasta 10 centímetros-, confiere una agradable sensación de dominio, facilita la visibilidad y, por tanto, mejora la seguridad a bordo.

<

p> Ford no ha renunciado en absoluto a ofrecer el máximo grado de confort con su nuevo diseño. De hecho, este Five Hundred está diseñado para facilitar ergonomía y comodidad en el interior. El nuevo modelo es aún más largo que un Victoria Crown, lo que redunda, gracias al cuidado trabajo de diseño, en una habitabilidad más confortable.

Y, dentro del cada vez más numeroso segmento en el que se mezclan los todo terrenos y los monovolúmenes, aparece el Freestyle. Se trata de un vehículo que dispone de hasta siete plazas (gran versatilidad) y en el que es posible transportar bastante material –si se reducen a cinco los ocupantes-. Incorpora tracción integral y, como ocurre en el Five Hundred, la posición de conducción es elevada para facilitar la visibilidad.

Este todo terreno se comercializará, por el momento, sólo en Estados Unidos y estará disponible con caja de cambio automática. La mecánica a la que inicialmente estará acoplada esta transmisión es la de 3 litros V6. Se sabe que también dispone del innovador sistema de seguridad Safety Canopy, que incluye airbags laterales que reducen los daños en caso de colisiones laterales o vuelcos. Las versiones para el mercado norteamericano serán tres: SE, SEL y Limited. En palabras de los responsables de Ford, este nuevo Freestyle combina el confort de una berlina y la versatilidad de un monovolumen con la confianza que ofrece la tracción total. El precio aún no ha sido comunicado, pero en Ford afirman que costará “lo justo”.

Uno de los míticos vehículos de los años 60 hace de nuevo su aparición actualizado para el nuevo milenio. Se trata del Mustang, símbolo de altas prestaciones y de una determinada forma de vida en Estados Unidos. Y vuelve sin olvidar su marcado carácter deportivo –propulsión trasera- y, sobre todo, sin renunciar a todos los avances tecnológicos disponibles en la actualidad.

<

p> La estructura en la que se apoya el Mustang 2005 dispone de ejes delanteros McPherson y barra Panhard en el eje trasero. Dos son los motores con los que saldrá a la venta, un V8 de 24 válvulas y 300 CV de potencia y un V6 de 200 CV. El precio básico previsto, sólo para el mercado americano, será de 20.000 dólares –valor similar en euros-.

<

p> Una batalla más larga que su antecesor redunda en un interior más amplio y confortable. El aluminio en los paneles y el cuero en los asientos dominan este interior.

Ford continúa con su agresiva estrategia de lanzamiento de productos y buen escaparate para ello es el Salón de Detroit.

Los concept cars tampoco podían faltar en la cita estadounidense. Ford muestra en su stand el deportivo Shelby Cobra (en la imagen de la izquierda) y el todo terreno Bronco. El Shelby Cobra tiene su antecesor en un modelo de producción de los años 60 del mismo nombre. Según el jefe de Diseño encargado de este proyecto, Richard Hutting, el nuevo Shelby Cobra le hace justicia al anterior, pero aporta una gran dosis de modernización. El motor V10 que monta este concept tiene 6,4 litros de cilindrada, anuncia 605 CV de potencia a 6.750 rpm (sin necesidad de turboalimentación) y está acoplado a una transmisión manual de seis velocidades. Esta mecánica es la “culminación de cien años fabricando motores”, según Kevin Byrd, jefe del proyecto Cobra V10 –denominación del motor-. De hecho, este propulsor se monta en el superdepotivo GT, que se presentará dentro de unos meses.

<

p> Pero este Shelby Cobra no sólo toma el potente corazón del GT, sino que también incluye su transmisión, su dirección y las suspensiones, para configurar otro superdeportivo. Para hacernos una idea de su carácter, basta con decir que monta unos neumáticos 275/40R sobre llantas de 18 pulgadas en el eje delantero y unos 345/35R sobre llantas de 19 en el trasero.

<

p> No sólo llama la atención el interior; en el exterior destaca el diseño y colocación de los grupos ópticos delanteros recuerdan a los ojos de una cobra –de ahí su nombre-, y las marcadas líneas del capó, que se asemejan también al animal, según Hutting. La deportividad domina también el interior. Las incrustaciones de fibra de carbono en el salpicadero y los baquets de cuero son prueba de ello.

El otro concept de Ford es el todo terreno Bronco. El diseño es robusto –mide 4 metros de longitud, 1,8 metros de ancho y 1,7 de alto- y recuerda a los TT más radicales: Land Rover Defender o Santana Anibal. Con este modelo, Ford completaría, si se llega a producir, su ya de por sí extensa gama de vehículos off-road, compuesta por modelos como Escape, Explorer, Expedition o Excursion.

<

p> El Bronco también tiene su origen e inspiración en un vehículo del mismo nombre que Ford puso a la venta allá por 1965. En esa época ya montaba un motor que rendía 105 CV. Ahora las cosas se han actualizado y el propulsor que anima al Bronco 2005 es Diesel Duratorq TDCi de origen europeo. Desarrolla una potencia de 130 CV y tiene un par motor de 30 mkg a 1.8000 vueltas. Es el conocido propulsor de 2 litros que se fabrica en la planta europea de Dagenham. Para aumentar la potencia de este grupo propulsor, Ford ofrece un kit de óxido nitroso, que facilita la combustión y hace aumentar la potencia. El mencionado aumento de potencia es puntual y sólo se utiliza en determinados momentos –otorga unos 50 CV más de potencia en periodos de tiempo de unos tres o cinco segundos-. Las transmisiones disponibles para Bronco son tanto automáticas como manuales, aunque Ford asegura y recomienda utilizar las primeras (un 5 por ciento de ahorro en consumo de combustible). El todo terreno incorpora tracción total inteligente asociada a control de tracción y al programa de control de estabilidad.

Y la versión 2005 de uno de los modelos más vendidos en el Viejo Continente está en la primera muestra norteamericana; estamos hablando, claro, del Focus. La versión que podemos ver en el Salón de Detroit es la ZX4 ST, que toma elementos del deportivo ST170, que ya conocemos en Europa, y del estadounidense SVT.

<

p> Uno de los objetivos que Ford se plantea con este modelo es la reducción de sus emisiones contaminantes, con el fin de convertirse en uno de los más ecológicos del mercado. El Focus 2005 reducirá sus emisiones hasta un 32 por ciento (dependiendo de la mecánica), respecto a los modelos anteriores.

<

p> Las carrocerías no cambian, aunque sí reciben unos ligeros retoques (cambios de faros, ensanchamiento del paso de rueda, entre otros). De esta forma, quedan un tres y un cinco puertas (4,28 metros de longitud), un cuatro puertas (4,45 metros), un cinco puertas y un familiar (4,53 metros).

<

p> La versión más deportiva, la ZX4 ST, que se muestra en Detroit, monta un propulsor de 2,3 litros, 151 CV y un cambio manual de cinco relaciones. Además, estará disponible otro propulsor de gasolina de 2 litros y la posibilidad de montar transmisiones automáticas.

Galería relacionada

Ford en Detroit 2004

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel realizan durante los ...

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...