Maserati: ¿futuro Diesel?

La quinta generación del Quattroporte ha sido desvelada en Frankfurt y, aunque en la muestra germana monta una mecánica de gasolina, hay rumores que afirman que, en breve, este deportivo podría ser propulsado por un motor Diesel.
Autopista -
Maserati: ¿futuro Diesel?
Maserati: ¿futuro Diesel?

Este dinamismo lo proporciona un propulsor montado tras el eje delantero y asociado a una caja de cambios electro-hidráulica situada transversalmente sobre el tren posterior y unida al diferencial. Así, el reparto de pesos es óptimo –asegura la firma-. La transmisión, de cinco marchas, es automática, aunque el conductor puede elegir la opción deportiva para gestionar los cambios de marcha mediante las levas situadas en el volante.

Lo sorprendente es que, dentro de no mucho tiempo, todo su potencial podría estar proporcionado por un motor Diesel. Quizá resulte extraño en una marca con la tradición deportiva de Maserati, pero no lo es tanto si pensamos que firmas como BMW o Audi ya han introducido el gasóleo en sus berlinas de gama alta. La tendencia imperante entre las marcas “generalistas” se ha extendido a las más exclusivas y la italiana podría haber decidido apuntarse.

Habrá que esperar para comprobar si estos rumores se convierten en hechos. De momento, las primeras unidades del modelo –se espera que represente la mitad de las ventas de la firma, estimadas en 9.000 unidades anuales, para 2006- serán entregadas a sus compradores a partir de abril de 2004 y llevarán el “tradicional” propulsor de gasolina. Pero, ¿hasta cuándo?

Para realzar la exclusividad del modelo, la compañía italiana ofrece la posibilidad de personalizarlo hasta el mínimo detalle. El comprador podrá elegir entre 15 colores de la carrocería, tres tipos de madera para el interior o 10 tonos de cuero, entre otros elementos.

Se trata de la misma idea que inspiró el “Programa de personalización” del Maserati Spyder Vintage, que hizo su debut en el Salón de Nueva York de este año. Ahora, este “tuning de marca” creado para esta versión se presenta en Europa, donde estará disponible a partir de octubre.

Aunque fue especialmente ideado para el mercado norteamericano, el paquete de personalización se comercializará en todo el mundo. Contiene elementos para diferenciar el vehículo tanto exterior como interiormente y entre los más destacados se encuentran el tridente que identifica a la marca con las puntas pintadas a mano en rojo, manetas de las puertas, tomas de aire y parrilla cromadas y llantas con un tratamiento especial para realzar su brillo. Además, las barras antivuelco y los espejos retrovisores también pueden ser cromados.

En el interior, el conductor puede elegir un juego de pedales de aluminio, elemento que también estará presente en la consola central, los embellecedores de las puertas y las levas del cambio. Los indicadores están realizados en el tradicional color azul que llevaron los Maserati de competición en los años 50.

Maserati ha cuidado mucho el nuevo Quattroporte, cuya versión de producción puede admirarse en Frankfurt. La marca, sabiendo que los rivales más fuertes del modelo serán los BMW de la Serie 7 y los Audi S8, ha querido traer parte de la tradicional calidad alemana a las factorías italianas: debía ofrecer algo más que un diseño atractivo a los potenciales compradores. La corrección de los acabados tenía que ser percibida a primera vista.

Tras cuatro años de trabajo, el resultado es la quinta generación de un vehículo que inspira deportividad y lujo. Con una batalla de más de tres metros y una longitud total superior a los cinco, ofrece más espacio que muchos de sus contrincantes. Ni siquiera la ubicación del enorme motor V8, con 400 CV y 4.200 cm3, impide que los pasajeros de los asientos delanteros y traseros disfruten de una más que correcta amplitud. Así, el diseño de Pininfarina ha permitido a la marca continuar con la unión de la deportividad y el confort, conceptos que ya aparecieron juntos en 1963, con el primer Quattroporte.

El cuidado con el que se ha tratado el habitáculo –en el que dominan materiales como el cuero, la madera y el titanio- se ha trasladado al exterior, donde unas líneas dinámicas y musculosas dan una idea de las prestaciones que el vehículo es capaz de alcanzar. Según la marca, la velocidad máxima es de 275 km/h.

Galería relacionada

Masserati Quattroporte

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel realizan durante los ...

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...