Fabricantes y vendedores, enfrentados

Queda un mes para que se ponga en funcionamiento la nueva ley de distribución europea de vehículos, pero muchos concesionarios no saben todavía si podrán seguir vendiendo coches. Según aseguran, los fabricantes se lo están poniendo muy difícil.
-
Fabricantes y vendedores, enfrentados
Fabricantes y vendedores, enfrentados

La Unión Europea dio un año para que los fabricantes y los concesionarios se adaptaran a su nueva normativa, pero –a punto de cumplirse este plazo- nada está resuelto. Además, según denuncian muchos distribuidores, el texto defendido por Bruselas ha resultado contraproducente.

La nueva ley de distribución quiere lograr la libertad absoluta para el mercado de la automoción. Permitirá que los concesionarios puedan vender varias marcas y que no tengan que estar sometidos a demarcaciones geográficas (como ocurre, por ejemplo, con los estancos o las farmacias en nuestro país). A cambio, los fabricantes establecerán cómo querían que se vendieran sus vehículos: desde los metros cuadrados del local hasta la formación de los vendedores.

Muchas marcas han mantenido sus criterios en el más absoluto de los secretos, no dando tiempo a los concesionarios para adaptarse, y han exigido auténticas utopías. Al menos, eso asegura CECRA, una asociación europea de distribuidores. Según su presidente, Juergen Creutzig, “algunos fabricantes quieren dar a sus vendedores menos libertad que la que tenían antes, no más”.

El poder de presión de las automovilísticas es enorme. Volkswagen y Audi, como ejemplifican en CECRA, han reducido los márgenes de ganancia de sus distribuidores. Así, la diferencia que queda entre lo que paga el concesionario a la marca por cada coche y el precio recomendado de venta al público antes era de un 17 por ciento del valor total del vehículo, ahora, apenas ronda el 10. Este dinero –además- está destinado irremediablemente a mejorar los negocios.

De todas formas, los concesionarios no tienen más salida que aceptar las reglas de juego marcadas por los fabricantes. El propio Creutzig recomienda a sus asociados que firmen los nuevos contratos de distribución: “no hay opción”, ha puntualizado.

La Comisión Europea ha exigido a BMW, Volkswagen y Citroën que respondan por escrito a las quejas de sus distribuidores y que les aclaren todas sus dudas. Opel también ha tenido que comparecer ante el Ejecutivo comunitario para explicar su actuación. Sin embargo, según un portavoz de Bruselas, se quieren evitar medidas formales contra los fabricantes y esperan solucionar el conflicto antes del 1 de octubre (fecha en la que entrará en vigor la nueva normativa).

AUTOPISTA TV
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...