La tasa de accidentes disminuye en España

En los últimos 23 años la tasa de accidentes por cada 10.000 vehículos del parque automovilístico español ha descendido, a pesar de que ya ruedan por nuestras carreteras más de 25 millones de coches.
-
La tasa de accidentes disminuye en España

Los primeros informes que ofrece ahora la Dirección General de Tráfico datan de 1979. En ese año el parque automovilístico español estaba compuesto por 9.586.802 vehículos y la tasa de accidentes por cada 10.000 coches era de 74. Pues bien, dos décadas después esta misma tasa es de 39 accidentes por cada 10.000 vehículos. Lo que ocurre es que ahora el parque automovilístico está compuesto por 25.065.732 unidades, más del doble de entonces.

En esta evolución ha habido importantes repuntes. Entre 1987 y 1989 se produjo tanto un incremento de ventas y un inmediato aumento de la tasa de accidentes, pero no directamente proporcional. Se produjeron más accidentes de los esperados en relación con los vehículos matriculados.

La segunda importante oleada de ventas en nuestro país -entre 1999 y 2001 aproximadamente- no ha venido seguida de un aumento relativo en las víctimas, sino más bien al contrario.
La explicación a este hecho está sustentada en tres importantes pilares: por una parte, cada vez es más común que los vehículos incluyan elementos de seguridad avanzados; por otra, la educación vial ha ido calando más profundo en los conductores españoles y, por último, las infraestructuras se han ido mejorando con el tiempo.

<

p> Los fallecidos como consecuencia de accidentes de tráfico también ha descendido en los últimos años a pesar de que, como hemos dicho, se ha producido un aumento del parque automovilístico en nuestro país. La explicación se halla en la mejora paulatina de los servicios sanitarios y en la mejor formación de los conductores, amén de la fabricación de mejores y más seguros vehículos. En 1979, 1,4 personas resultaban muertas en accidentes de tráfico por cada 10.000 habitantes. Ahora, la tasa se coloca en 1,3.

<

p> Sin embargo, ante este panorama no hay que bajar la guardia, ya que el aumento en las prestaciones de los automóviles, el mayor número de parque y el cada vez más numeroso porcentaje de licencias y permisos de conducir otorgado pueden tener un efecto negativo: el aumento de los siniestros.

AUTOPISTA TV
Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...