IU plantea un Madrid para los peatones

La candidata de Izquierda Unida a la alcaldía de Madrid, Inés Sabanés, ha presentado su propuesta para que la capital vaya, poco a poco, cediendo terreno a los peatones. Bajo el lema “Madrid, paso a paso”, Sabanés ha presentado un plan en el que el centro de la ciudad estaría cerrado al tráfico. Un tráfico que tendría que reducir su velocidad a 30 km/h en algunas zonas.
Autopista -
IU plantea un Madrid para los peatones
IU plantea un Madrid para los peatones

A medida que se acerca el día 25, los candidatos a la alcaldía de Madrid siguen realizando promesas y formulando proyectos que transformen el tráfico en la capital. Entre ellos se encuentra la aspirante de IU, Inés Sabanés, que ha presentado su programa “Madrid, paso a paso”.

<

p> Sabanés pretende dar un mayor protagonismo al peatón en el centro de la ciudad y –al igual que hizo el grupo en 1999-, quiere delimitar una zona en la que los ciudadanos no tendrían que preocuparse por la circulación. La Puerta del Sol, la plaza Mayor, la carrera de San Jerónimo y las calles Arenal, Puerta Cerrada, del Almendro y del Nuncio, entre otras, quedarían cerradas al tráfico, permitiendo el libre paseo de los viandantes.

Este proyecto implicaría el traslado de varias paradas de autobús, en las que ahora inician su recorrido 57 líneas de la EMT (Empresa Municipal de Transportes). Para evitar trayectos a pie excesivamente largos, las cabeceras de línea se desplazarían a plazas cercanas a la zona peatonal, desde las que partirían autobuses gratuitos, microbuses ecológicos e, incluso, un tranvía, que recorrería las inmediaciones de la zona acotada. Así, sólo habría que cruzar a pie una distancia máxima de un kilómetro para llegar hasta la Puerta del Sol.

No es el único proyecto de reordenación del espacio que ha propuesto Sabanés. La candidata a la alcaldía ha establecido un área en la que habría un tráfico moderado de vehículos, que tendrían que circular a una velocidad máxima de 15 km/h. Las calles afectadas por este plan serían Gran Vía, Alcalá, Paseo del Prado, glorietas de Carlos V y de Embajadores, rondas de Atocha, Valencia y Toledo, Gran Vía de San Francisco, Bailén y plaza de España. Esta zona destacaría por la “coexistencia pacífica” de coches y peatones (aunque estos últimos, junto a los ciclistas, tendrían preferencia en cualquier caso) y por la eliminación de la separación entre la calzada y la acera.

IU ha completado su plan con más restricciones a la circulación en San Francisco de Sales, Reina Victoria, avenida del planetario, paseo del Molino, Calles de la Chopera, Yeserías, Virgen del Puerto, Raimundo Fernández de Villaverde, Joaquín Costa, Francisco Silvela, Doctor Esquerdo y Pedro Bosch, avenidas de Valladolid, Séneca y Reyes Católicos y paseo de la Florida. En todas estas vías, la velocidad máxima que se permitiría a los vehículos sería de 30 km/h.

<

p> Esta idea también quiere ser llevada a cabo por el ERC en Barcelona. Jordi Portabella, representante del partido y candidato a la alcaldía de la Ciudad Condal, ha ido más allá que Sabanés y ha propuesto extender esta restricción a todas las calles de la urbe, con la excepción de las arterias principales de cada barrio o distrito y aquellas que sirven para entrar y salir de la ciudad.

Según Portabella, la velocidad media de los vehículos en Barcelona es de 19 km/h, por lo que, en las horas de mayor intensidad de tráfico, esta disposición apenas tendría influencia en la duración de los desplazamientos. A cambio, se “humanizaría la ciudad y se incrementaría la seguridad de peatones y ciclistas”. Estos últimos, además, se beneficiarían de la construcción de 50 nuevos kilómetros de carril-bici (actualmente hay 125), que se conectarían con los ya existentes.

La “peatonalización” de las urbes traerá consigo la necesidad de más aparcamientos en los que poder dejar el coche cuando se acceda a la zona restringida a la circulación. Para ello, Julio Misiego, responsable de Medio Ambiente de IU, ha propuesto crear estacionamientos disuasorios en las afueras de Madrid (concretamente, en el entorno de la vía de circunvalación M-40, cuya ampliación ha sido denunciada por el grupo).

También desde el PP buscan soluciones al aparcamiento en la capital, aunque la propuesta del candidato popular a la alcaldía ha sido diferente: Alberto Ruiz-Gallardón quiere promover la conversión de los actuales depósitos de la grúa municipal en la zona centro en plazas para residentes.

Los seis depósitos (Situados en Barceló, Orense, Velázquez, Paseo Imperial, Colón y Carmen) se transformarían en 673 plazas que se ofrecerían a los vecinos en régimen de concesión. Mientras tanto, los coches retirados por la grúa se llevarían a un nuevo depósito, situado entre la M-30 y la M-40.

<

p> Asimismo, Ruiz-Gallardón ha sugerido la creación de “microaparcamientos” –de entre 30 y 50 plazas- en los patios de manzana desaprovechados, como los existentes en el barrio de Salamanca. Los vecinos que quisieran embarcarse en estas construcciones recibirían subvenciones del Consistorio que podrían llegar a triplicar las máximas (7.000 euros) otorgadas actualmente.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

El concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel realizan durante los ...

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...